Jisaburô Ozawa

Jisaburô Ozawa nació un 2 de Octubre de 1886 en Koyu, una ciudad de la prefactura de Miyazaki durante el Japón de la Era Meiji. Este joven de espíritu militar destinado a convertirse en vicealmirante del Imperio Japonés durante la Segunda Guerra Mundial, protagonizaría acciones increíbles como la victoria sobre la Flota Real Holandesa en las Batallas del Mar de Java, aunque también en algunas derrotas frente a la Flota Estadounidense como la ocurrida en la Batalla del Mar de Filipinas.

Como la mayoría de japoneses nacidos en Kyushu que poseían el espíritu militar, Ozawa se alistó en la Marina Imperial Japonesa. Con el número 37 de su promoción entre 179 cadetes, Ozawa se graduó en la Academia Imperial Naval el 19 de Noviembre de 1909. Rápidamente pasó a servir en los cruceros Soya y Kasuga, para en 1910 ser trasladado al acorazado Mikasa, viejo buque insignia del almirante Heihachiro Togo que había obtenido la victoria sobre Rusia en la Batalla de Tsushima durante la Guerra Ruso-Japonesa de 1904-1905. En 1912 Ozawa ascendió a subteniente y continuó trabajando en nuevos barcos como el destructor Arare, el acorazado Hiei o el crucero Chitose, obteniendo en este último el rango de teniente. Tras terminar sus estudios en el Colegio Naval de Japón en 1919 y especializarse en torpedos, se le concendió el mando del destructor Take en 1921. Posteriormente capitaneó otros navíos como los destructores Shimakaze y Asakaze, además de prestar ayuda como oficial de torpedos a bordo del acorazado Kongo. Por sus excelentes cualidades militares, Ozawa fue nombrado comandante.

Vicealmirante Jisaburô Ozawa.

Ozawa se alistó en la Marina Imperial Japonesa a inicios del siglo XX, siendo el número 37 de su promoción entre un total de 179 cadetes. Habiéndose graduado en la Academia Imperial Naval el 19 de Noviembre de 1909, inmediatamente pasó a servir en los cruceros Soya y Kasuga, antes de ser trasladado en 1910 al acorazado Mikasa, el cual había sido la nave insignia del almirante Heihachiro Togo en la victoria sobre Rusia durante la Batalla de Tsushima en la Guerra Ruso-Japonesa de 1905. Dos años más tarde, en 1912, ascendió a subteniente gracias a su labor en el destructor Arare, en el acorazado Hiei y en el crucero Chitose, obteniendo en este último el rango de teniente. Una vez terminó sus estudios en el Colegio Naval de Japón en 1919 y se especializó en el arma de torpedos, se le concedió el mando del destructor Take en 1921, además de posteriormente liderar otros navíos como los destructores Shimakaze y Asakaze. A raíz de su magistral expediente, Ozawa fue admitido como oficial de torpedos en el acorazado Kongo, por aquel entonces el buque más poderoso del mundo y por tanto de la Marina Imperial Japonesa.

A partir de 1925, Ozawa pasó a formar parte del Estado Mayor Naval de Tokyo con el empleo de comandante y a desempeñar tareas administrativas en oficinas. Entre algunas de sus misiones como funcionario estuvo la de viajar a Estados Unidos y Europa para inspeccionar los arsenales navales de las potencias occidentales y elaborar planes de desarrollo futuro para la estrategia marítima del país. Justo una década después, en 1935, se le asignó el mando de los acorazados Maya y Haruna, hasta que el 1 de Diciembre de 1936 fue ascendido a contraalmirante. Curiosamente, una vez iniciada la Segunda Guerra Mundial en Europa, se convirtió en un firme defensor de la táctica consistente en organizar a las escuadras de superficie en torno a los portaaviones como principales buques ofensivos, una idea innovadora defendida por muchos otros como el almirante Iosoroku Yamamoto, que le permitieron alcanzar el rango de vicealmirante el 15 de Noviembre de 1940.

Al estallar la Guerra del Pacífico en Diciembre de 1941, Ozawa estuvo al mando del grupo de naves de transporte que desembarcaron a las tropas del Ejército Imperial Japonés sobre Malasia como parte de la II Flota Imperial al frente del almirante Nobutake Kondo. Dos meses más tarde, el 14 de Febrero de 1942, Ozawa dirigió el asalto naval y posterior desembarco en las Islas Orientales Holandesas, concretamente en la Isla Sumatra. De hecho, sería precisamente en esta campaña, cuando Ozawa puso rumbo a la Isla Java el 27 de Febrero con los cruceros Sendai, Natori y Yura, más otros destructores bajo la dirección del almirante Takeo Takagi, enfrentándose a continuación a la Flota Real Holandesa de Indias del almirante Karel Doorman, contra la cual se obtuvo una victoria impresionante tras hundir a dos cruceros y tres destructores enemigos sin sufrir pérdidas propias.

“Gárgola (Onigawara)” fue el apodo con que se bautizó a Ozawa tras su triunfo en la Batalla del Mar de Java. Como recompensa por sus méritos, se le concedió el mando de la 1ª División de Portaaviones y poco después de la III Flota Imperial tras el cese del vicealmirante Chuichi Nagumo durante su pésima actuación en la Batalla de Midway. A partir de entonces, Ozawa situó su base de operaciones en Kahili, un puerto de la Isla de Ballale, desde donde lanzó incursiones contra el Océano Índico y defendió en ocasiones los mares alrededor de las Islas Salomón y Nueva Guinea entre 1942 y 1943.

Cuando Estados Unidos amenazó las Islas Marinas, se encomendó a Ozawa presentar el duelo definitivo en un episodio que se conocería como la Batalla del Mar de Filipinas. Así fue como el 19 de Junio de 1944, tomó el mando de la I Flota Móvil con los nueve portaaviones Chitose, Chiyoda, Zuiho, Taiho, Shokaku, Zuikaku, Junyo, Hiyo y Ryuho, los cinco acorazados Yamato, Musashi, Kongo, Haruna y Nagato, además de once cruceros y veintisiete destructores. No obstante y pese a las previsiones, el encuentro fue desastroso porque nada más comenzar la lucha, los submarinos estadounidenses USS Cavalle y USS Albacore hundieron a los dos portaaviones Shokaku y Taiho. Acto seguido y apenas sin tiempo para reaccionar, un total de 216 aparatos embarcados procedentes de varios portaaviones de la Flota Estadounidense (US Navy) hundieron al portaaviones japonés Hiyo y a los dos petroleros Genyo Maru y Senyo Maru, no sin antes abatir a 480 aviones nipones a costa de sólo 123 norteamericanos, lo que constituyó una catástrofe naval para el Imperio Japonés.

Ozawa de uniforme.

La Batalla del Golfo de Leyte entre el 23 y 26 de Octubre de 1944 constituyó el último encuentro naval decisivo del Imperio del Sol Naciente, durante el cual Ozawa estuvo al mando de la Fuerza Norte compuesta por diecisiete naves entre los que se encontraban los cuatro portaaviones Zuikaku, Chitose, Chiyoda y Zuiho, más los tres cruceros Oyodo, Tama e Isuzu, y otros diez destructores. Desgraciadamente, la acción frente a la III Flota Estadounidense del almirante William Halsey que fue conocida como la Batalla del Cabo Engaño, resultó un completo fracaso para Ozawa que fue derrotado con el hundimiento de los cuatro portaaviones (estaban vacíos de aparatos debido a que habían ejercido como cebo), además del crucero Tama y el destructor Akitsuki.

Hundidos los últimos restos de la Marina Imperial Japonesa en la Batalla del Golfo de Leyte, Ozawa fue retirado del mando y enviado a la reserva en Tokyo. Solamente la derrota marítima durante la Batalla de Okinawa en la que resultó hundido el superacorazado Yamato, obligó al Estado Mayor a llamar nuevamente a filas a Ozawa, quién el 29 de Mayo de 1945 fue nombrado comandante en jefe de la Marina Imperial Japonesa con el rango de vicealmirante (curiosamente él mismo se negó a ser ascendido a almirante cuando se le ofreció dicha posibilidad debido a que se sabía tan impotente frente al enemigo, que según manifestó no merecía tal graduación).

Finalizada la Segunda Guerra Mundial el 2 de Septiembre de 1945, Ozawa fue el responsable de rendir los últimos buques de la Marina Imperial Japonesa a los Aliados. Inmediatamente después, pasó al retiro para disfrutar de su jubilación, aunque concedió cuantiosas entrevistas a historiadores sobre los diversos episodios en los que tomó parte durante la contienda. Así fue como después de muchos años viviendo en paz y narrando sus aventuras, Jisaburô Ozawa falleció un 9 de Noviembre de 1966 en Tokyo a la edad de 80 años.

 

Bibliografía:

-Editores de S.A.R.P.E., Crónica Política y Militar de la Segunda Guerra Mundial. Volumen 8. “Yisaburo Ozawa”, S.A.R.P.E. (1978), p.259
-http://en.wikipedia.org/wiki/Jisaburo_Ozawa