Gusztáv Jány

Gusztáv Jány nació un 21 de Octubre de 1883 en Rajka, una localidad del Imperio Austro-Húngaro que por aquel entonces pertenecía al Reino de Hungría. Al mando del II Ejército Húngaro durante la Batalla de Stalingrado, Jány pasaría a la posteridad por encajar una de las mayores derrotas militares en la Historia del Ejército Húngaro.

General Gusztáv Jány con oficiales húngaros en la Segunda Guerra Mundial.

Al estallar la Primera Guerra Mundial, Jány combatió como oficial entre 1914 y 1918 sobre el Frente del Este, enfrentándose a los rusos a lo largo de la campaña de Galitzia. Terminada la contienda en 1918, Jány apoyó la independencia de Hungría, convirtiéndose en toda una promesa militar del naciente Ejército Húngaro, donde iría subiendo en el escalafón hasta alcanzar el rango de general. Gracias a sus méritos y a su amistad con el jefe del Estado, el Almirante Miklós Horthy, Jány muy pronto sería nombrado comandante en jefe.

Iniciada la Segunda Guerra Mundial en 1939, Jany obtuvo el mando del I Cuerpo destinado a la defensa de Hungría ante una eventual agresión por parte de los bandos enfrentados en la contienda. Al año siguiente, en 1940, después de que Hungría entrase en la refriega al lado del Eje, Jány participó en la ocupación de Transilvania que los magiares arrebataron a Rumanía. Sin embargo no transcurriría ni un año, hasta que en 1941 Jany tomaría parte en la campaña de invasión a la Unión Soviética durante la “Operación Barbarroja” y en 1942 durante la Batalla de Voronezh en Rusia donde obtuvo el rango honorífico de “Vitéz”.

Cuando se produjo la Batalla de Stalingrado en Agosto de 1942, Jány fue puesto al mando de los 235.000 soldados del II Ejército Húngaro que cubrían el sector más septentrional de la “Operación Azul” en una franja del Río Don por encima del VIII Ejército Italiano, el IV Ejército Rumano, el VI Ejército Alemán y el III Ejército Rumano en este orden. A pesar de que en el verano y otoño de 1942 Jány supo rechazar todos los ataques del Ejército Rojo; el 13 de Enero de 1943 fue víctima de la ofensiva de la “Operación Saturno” desencadenada por unas fuerzas soviéticas abrumadoras que rebasaron las líneas magiares por Mitrofanovka y Kantemirovka, dejando al II Ejército Húngaro atrapado en una bolsa entre el Río Don y Svoboda. Casi virtualmente aniquilado el II Ejército Húngaro, Jány consiguió repeler el asalto del Ejército Rojo en Podgornoye y abrir una brecha de fugados por Nikolayevka, por donde se escaparon 17.000 supervivientes, incluyendo el propio general. Sin embargo el daño ya estaba causado porque a principios de Febrero de 1943 el II Ejército Húngaro fue completamente destruido con 120.000 muertos o prisioneros magiares, lo que convirtió a Jány en el responsable militar de uno de los mayores desastres bélicos de las fuerzas armadas húngaras.

Durante el resto de 1943, el general Jány continuó combatiendo con destacamentos húngaros sobre las orillas del Río Don y los alrededores de Voronezh hasta que fue relevado del mando. Así pues y a lo largo del resto de la Segunda Guerra Mundial, Jány trabajó en puestos administrativos de cuartel y en labores de Estado Mayor, siendo condecorado desde Alemania con la Cruz de Caballero de la Cruz de Hierro. No obstante y a pesar de apoyar la alianza con el Tercer Reich, cuando en 1944 se produjo el derrocamiento de Miklós Horthy tras el ascenso del nuevo régimen filofascista del Partido de la Cruz Flechada de Ferenc Szálasi, Jány se negó a colaborar y se retiró del Ejército Húngaro.

Gusztáv Jány con oficiales húngaros en la Segunda Guerra Mundial.

Finalizada la Segunda Guerra Mundial en 1945 y ocupada Hungría por la Unión Soviética, las nuevas autoridades comunistas expulsaron a Nágy del Ejército Húngaro, lo encarcelaron, lo juzgaron por su apoyo al Gobierno de Miklós Horthy y le condenaron a muerte. Al año siguiente, el 26 de Noviembre de 1946, Gusztáv Jány fue ejecutado por comunistas húngaros en Budapest.

 

Bibliografía:

http://en.wikipedia.org/wiki/Womens_Auxiliary_Air_Force