Paracaidistas Soviéticos

Los paracaidistas fueron una de las innovaciones tácticas más revolucionarias que se estrenaron durante la Segunda Guerra Mundial. Tanto Alemania primero, como también Estados Unidos y Gran Bretaña después, fueron pioneras en este tipo de fuerzas aerotransportadas a lo largo de un gran número de operaciones en el conflicto; aunque también en menor medida la Unión Soviética durante el desarrollo de la contienda en el Frente Oriental y el Lejano Oriente.

El paracaidismo era un arma desconocida para la Unión Soviética hasta que en 1930 el mariscal Mihail Tujachevsky, héroe de la Guerra Civil Rusa, se convirtió en el primer militar de alto rango en ver el potencial que las fuerzas aerotransportadas podían aportar al Ejército Rojo. Así fue como el general Alexandr Lapchinsky, jefe de la Fuerza Aérea Soviética y también un firme defensor de esta doctrina, convenció al Kremlin para que invirtiese fondos en esta nueva modalidad de guerra.

El 2 de Agosto de 1930 aviones R-1 de la Fuerza Aérea Soviética lanzaron desde sus compuertas a un total de 24 paracaidistas que aterrizaron a las afueras de Voronezh y se desplegaron ante un público expectante y sorprendido por las capacidades tácticas de esta nueva arma. Desde entonces se fueron ampliando las plantillas paracaidistas hasta reunirse una compañía de 30 hombres en Ucrania, así como varios regimientos sobre Moscú, Leningrado y Bielorrúsia entre 1932 y 1933. Pronto las fuerzas aerotransportadas aumentaron en efectivos y también los ejercicios consistentes en una instrucción de tres a diez saltos, maniobras, operaciones nocturnas, etcétera, llegando en uno de las exhibiciones a estar presente el mariscal británico Archibald Wavell que elogió los avances rusos en este campo. De hecho para 1936 ya había seis agrupaciones con 3.000 efectivos que se desplegaron del siguiente modo: la 3ª Brigada Aerotransportada en Leningrado, la 13ª Brigada Aerotransportada en Kíev, la 47ª Brigada Aerotransportada en Bielorrúsia y los 1º, 2º y 3º Regimientos Aerotransportados en el Lejano Oriente. Tres años más tarde, a inicios de 1939, el organigrama se había implementado a las 201ª, 202ª, 204ª Brigadas Aerotransportadas en Leningrado, el Lejano Oriente y Ucrania respectivamente; más los 211º, 212º y 214º Regimientos Aerotransportados en Kíev, Odessa y Bielorrúsia.

Fuerzas Aerotransportadas Soviéticas (1930-1940):
-3ª Brigada Aerotransportada
-13ª Brigada Aerotransportada
-47ª Brigada Aerotransportada
-201ª Brigada Aerotransportada
-202ª Brigada Aerotransportada
-204ª Brigada Aerotransportada
-1º Regimiento Aerotransportada
-2º Regimiento Aerotransportada
-3º Regimiento Aerotransportada
-211º Regimiento Aerotransportada
-212º Regimiento Aerotransportada
-214º Regimiento Aerotransportada

Con el estallido de la Guerra del Khalkin-Gol entre la Unión Soviética y Japón en el verano de 1939, la 212ª Brigada Aerotransportada al mando del coronel Iván Zatevakhin operó contra el Ejército Japonés sobre la frontera entre Mongolia y Manchukuo en torno al área de Nomonhan. Poco después, durante la Guerra de Invierno contra Finlandia entre 1939 y 1940, los paracaidistas de las 201ª y 204ª Brigadas Aerotransportadas lucharon como infantes en Carelia y las orillas del Lago Ladoga. Ese mismo año, los días 29 y 30 de Junio de 1940, los hombres de las 201ª, 204ª y 214ª Brigadas Aerotransportadas a bordo de 170 aviones TB-3 saltaron sobre Rumanía y tomaron las ciudades de Bolgrad, Kagul e Izmail, lo que favoreció la anexión de Besarabia a la URSS.

Paracaidistas soviéticos saltando de un avión TB-3.

Justo al comenzar la “Operación Barbarroja” en 1941 durante la cual Alemania invadió la Unión Soviética, el Ejército Rojo reorganizó las fuerzas paracaidistas en los I, II, III, IV y V Cuerpos Aerotransportados que fueron distribuidos respectivamente en Kíev, Kharkov, Odessa, Bielorrúsia y las costas del Mar Báltico con las 1ª, 2ª, 3ª, 4ª, 5ª, 6ª, 7ª, 8ª, 9ª, 10ª, 201ª, 204ª, 211ª, 212ª y 214ª Brigadas Aerotransportadas que incluyeron 100.000 efectivos repartidos en unidades de 10.000 hombres cada una con 18 cañones, 18 morteros y el apoyo terrestre de 50 tanques T-37. De tales agrupaciones, únicamente entraron en combate el IV Cuerpo Aerotransportado del general Aleksey Zhadov que se tuvo que retirar de Smolensko; el V Cuerpo del general Iván Bezugly que se replegó muy castigado primero de Daugavpils y luego de Letonia; y las 1ª, 204ª y 211ª Brigadas Aerotransportadas que pelearon en la bolsa de Kíev.

Fuerzas Aerotransportadas Soviéticas (1941-1942):
-I Cuerpo Aerotransportado = 1ª, 204ª y 211ª Brigadas Aerotransportadas
-II Cuerpo Aerotransportado = 2ª, 3ª y 4ª Brigadas Aerotransportadas
-III Cuerpo Aerotransportado = 5ª, 6ª y 212ª Brigadas Aerotransportadas
-IV Cuerpo Aerotransportado = 7ª, 8ª y 214ª Brigadas Aerotransportadas
-V Cuerpo Aerotransportado = 9ª, 10ª y 201ª Brigadas Aerotransportadas
-VI Cuerpo Aerotransportado = 40ª División Aerotransportada
-VII Cuerpo Aerotransportado = 34ª División Aerotransportada
-VIII Cuerpo Aerotransportado = 35ª División Aerotransportada
-IX Cuerpo Aerotransportado = 36ª División Aerotransportada
-X Cuerpo Aerotransportado = 41ª División Aerotransportada

La noche del 3 al 4 de Enero de 1942 más de 10.000 paracaidistas del IV Cuerpo Aerotransportado se concentraron en torno a Moscú para participar en la contraofensiva contra el Ejército Rojo sobre Vyazma. El salto que se efectuó sobre Bolshoye, Fatyanovo y Gusevo, fue seguido de un segundo lanzamiento en Yukhnov el 18. Sin embargo el mayor asalto desde el cielo no tendría lugar hasta las 4:00 horas del 27 de Enero después de que la 8ª Brigada Aerotransportada del coronel Alexandr Onufiev tomara tierra en sobre Ozerechnya y estableciera una zona de aterrizaje en Tabory (a pesar de perderse 8 aviones entre 7 transportes y 1 caza de escolta). Una vez en el suelo, los paracaidistas soviéticos ocuparían Androvo el 8 y cortarían la carretera entre Vyazma y Smolensk el 31, antes de recibir refuerzos de otros 7.300 compañeros de las 9ª y 214ª Brigadas Aerotransportadas que al mando del coronel Alexandr Kazankin saltaron los días 17 y 23 de Febrero a bordo de 64 aparatos (41 PS-84 y 23 TB-3) sobre Velikopolye, Shushman y Zhelanye, lo que permitió a los rusos apoderarse de Dubrovna, Kuraniko, Borodinó, Gorbachi, Tatyanino y Khyuchi. Lamentablemente el éxito fue efímero porque el Ejército Alemán (Wehrmacht) pasó al contraataque en Marzo, logrando la 131ª División de Infantería Alemana recuperar Kurakino e infligir una grave derrota a la 9ª Brigada Aerotransportada que se retiró con menos de 90 supervivientes. A raíz de estos reveses que dejaron embolsados a miles de paracaidistas, los soviéticos probaron a romper el cerco la noche del 23 al 24 de Abril sin resultado porque decenas perecieron a la altura de Novoye Askerovo a manos del fuego de ametralladora y mortero. Se tendría que esperar hasta el 24 de Mayo para que los 5.800 sitiados se escabulleran atravesando 200 kilómetros de arboledas por el Bosque de Yelnya para finalmente y después de muchas penalidades (por ejemplo 120 paracaidistas fueron abatidos en Zhilino) alcanzaran el 28 de Junio la seguridad de la retaguardia tras más de seis meses de lucha y 12.000 bajas.

Embarque de paracaidistas del Ejército Rojo a un avión TB-3.

A mediados de 1942 el Estado Mayor Soviético (STAVKA) amplió el arma paracaidista creando los VI, VII, VIII, IX y X Cuerpos Aerotransportados, lo que incrementó los efectivos a los 200.000 combatientes y una flota aérea de cientos de aviones del modelo TB-1, TB-3, U-2, R-5 y PS-84. Estas nuevas unidades tomaron parte brevemente en la Batalla de Stalingrado y al mismo tiempo en la campaña del Cáucaso. Al año siguiente, en 1943, volvió a tener lugar una nueva remodelación con la supresión de todos los cuerpos y su reconversión a las 1ª, 2ª, 3ª, 4ª, 5ª, 6ª, 7ª, 8ª, 9ª, 10ª, 11ª, 12ª, 13ª, 14ª, 15ª y 16ª Divisiones Aerotransportadas.

Iniciada la Batalla de Kursk en el verano de 1943, la 4ª División Aerotransportada destacó defendiendo Ponyri y la 9ª División Aerotransportada combatiendo a los alemanes en Prokorovkha. Para Agosto de ese año, las 1ª, 7ª y 10ª Divisiones Aerotransportadas participaron en la reconquista de Kharkov; mientras que en el cabeza de puente del Kubán un total de 80 paracaidistas fracasaron a la hora de causar el pánico tras las líneas de Novorossisk después de que las tropas germano-rumanas desarticularan el salto aniquilando a 62 de los que aterrizaron en los alrededores. También en mucha menor medida, algunos efectivos aerotransportados fueron lanzados en Crimea para consolidar posiciones en la Península de Kerch.

Fuerzas Aerotransportadas Soviéticas (1943-1945):
-1ª División Aerotransportada
-2ª División Aerotransportada
-3ª División Aerotransportada
-4ª División Aerotransportada
-5ª División Aerotransportada
-6ª División Aerotransportada
-7ª División Aerotransportada
-8ª División Aerotransportada
-9ª División Aerotransportada
-10ª División Aerotransportada
-11ª División Aerotransportada
-12ª División Aerotransportada
-13ª División Aerotransportada
-14ª División Aerotransportada
-15ª División Aerotransportada
-16ª División Aerotransportada

La Batalla del Río Dniéper constituyó la mayor campaña del Ejército Rojo en la Segunda Guerra Mundial cuando la noche del 25 de Septiembre de 1943 un total de 4.575 hombres de las 3ª y 5ª Brigadas Aerotransportadas a bordo de 221 aviones entre 200 transportes y 21 planeadores saltaron a 600 metros del suelo sobre un área de 30 a 90 kilómetros defendida por la 19ª División Panzer, cuyas tropas provocaron una auténtica carnicería eliminando a 901 soldados entre 692 muertos y 209 prisioneros. Afortunadamente un grupo de 2.300 paracaidistas consiguió consolidar una cabeza en la orilla oriental del Río Dniéper, la cual se reforzó con un salto de otros 600 para intentar frenar un contraataque de las Waffen-SS entre Kanev y Cherkassy. Transcurrido un mes de los primeros desembarcos aéreos, los paracaidistas soviéticos causaron estragos en la retaguardia del Eje a lo largo de todo Octubre, operando principalmente en torno a Korsun y sufriendo un 40% de bajas respecto a su plantilla original.

Desde 1944 las operaciones de las fuerzas paracaidistas del Ejército Rojo se multiplicaron como por ejemplo en los combates sobre Hungría, donde las 1ª, 3ª, 4ª y 6ª Divisiones Aerotransportadas se distinguieron luchando en la Batalla de Debrecen contra el Ejército Húngaro; lo mismo que las 5ª, 7ª y 10ª Divisiones Aerotransportadas contra el Ejército Alemán durante la ofensiva del Lago Balatón. Precisamente estas últimas cruzarían en 1945 la frontera con Austria y participarían activamente en la Batalla de Viena; exactamente igual que la 9ª División Aerotransportada en la Batalla de Berlín que finalizó con la rendición de Alemania.

Al entrar la Unión Soviética en la Guerra del Pacífico contra Japón durante la “Operación Tormenta de Agosto” sobre Manchuria, las fuerzas aerotransportadas del Ejército Rojo tuvieron un papel importantísimo en la captura del Emperador de Manckukuo, Pu-Yi, cuando a las 11:00 horas del 17 de Agosto de 1945, varios paracaidistas descendieron sobre el Aeródromo de Mukden y arrestaron al monarca a punto de escapar en su avión. Algo más al sur, el 20 de Agosto, efectivos aerotransportados rusos saltaron y contribuyeron a la conquista de los importantes enclaves de Kirin y Dairen. Solamente tres días después, el 23 de Agosto, otra agrupación de paracaidistas soviéticos ocupó y redujo a la guarnición japonesa de Port Arthur, lo que supuso todo un logro propagandístico al proclamar la URSS haber recuperado la ciudad que había perdido en la Guerra Ruso-Japonesa de 1905.

Terminada la Segunda Guerra Mundial en 1945, las fuerzas aerotransportadas de todos los contendientes se ganaron un lugar en la Historia Militar. Y por supuesto los paracaidistas del Ejército Rojo no fueron menos porque entre 1939 y 1945 jamás dejaron de saltar de sus aviones y combatir contra múltiples enemigos hasta la victoria final.

 

Bibliografía:

-Antonio García Palacios, Campanas Rojas, Paracaidistas Soviéticos en Vyazma, 1942, Revista Historia de la Guerra Nº4, HRM Ediciones (2017), p.31-44
-https://weaponsandwarfare.com/2015/10/16/battle-of-dnieper-august-13-september-22-1943/