Legión Valaca “Romana”

La Legión Valaca “Romana” fue de las unidades combatientes del Eje más extrañas de la Segunda Guerra Mundial. Compuesta por nativos arrumanos de Grecia, se convirtió en una fuerza antiguerrillera en el sureste de Europa.

Cuando el Eje ocupó Grecia en 1941, la Italia Fascista impulsó la creación de una nación satélite bautizada con el nombre de Principado del Pindo “Macedonia”. Este Estado situado al norte de Grecia entre el Epiro y Macedonia, estuvo conformado por el pueblo arrumano, una raza latina que superaba en número a la población autóctona helena de la zona y que desde siglos se había ido asentando en la región mediante migraciones humanas procedentes de Rumanía y Valaquia.

Bajo el nombre de Legión Valaca “Romana” en honor a la Antigua Roma de la que se decían descendientes los arrumanos, dicha unidad que también era conocida como Legión Romana o Legión Valaca, constituyó las únicas fuerzas armadas del Reino del Pindo “Macedonia”. Precisamente, tras su activación en 1941 por iniciativa del Príncipe Alcibiades Diamandi I, la mayor parte del armamento, equipo y los cuadros de instrucción fueron suministrados por el Ejército Italiano; lo que convirtió a la Legión Valaca “Romana” en una fuerza colaboracionista de las tropas italianas que ocupaban Grecia.

Desde 1941 hasta 1943 la Legión Valaca “Romana” integrada por miles de voluntarios arrumanos al mando del general Vassili Rapotikas se dedicó a combatir a la guerrilla comunista del Ejército Popular de Liberación Griego (ELAS). Básicamente la mayor parte de las operaciones antipartisanas que llevaron a cabo los legionarios tuvieron lugar al norte del país, sobretodo en el área del Pindo, la Cordillera del Epiro, Macedonia Occidental y el noreste de Tesalia; aunque en ocasiones cometieron brutales crímenes de guerra en pueblos y aldeas de montaña ejecutando a decenas de ciudadanos griegos.

Al producirse la rendición de Italia en Septiembre de 1943, la Legión Valaca “Romana” fue desactivada y el Principado del Pindo “Macedonia” disuelto. Terminada la Segunda Guerra Mundial en 1945, un total de 617 miembros arrumanos de la Legión Valaca “Romana” fueron juzgados por crímenes de guerra, de los cuales 152 fueron condenados a penas de prisión de varios años y otros 55 ejecutados. Respecto al pueblo arrumano de Grecia, las autoridades no tomaron más represalias e incluso reconocieron a sus habitantes como una minoría dentro de su patria.

 

Bibliografía:

-https://en.wikipedia.org/wiki/Roman_Legion_(1941-43)