Batalla de Peleliu

 

Peleliu, una de las islas más insignificantes de las Islas Palau en medio de la inmensidad del Océano Pacífico, iba a convertirse en una de las experiencias sangrientas más terribles tanto para Japón como para Estados Unidos en la Segunda Guerra Mundial.

Plan de Estados Unidos

Durante el verano de 1944 se estuvo deliberando mucho en Washington sobre el general Douglas Mc.Arthur y el almirante Chester Nimitz, ya que ambos tenían opiniones distintas sobre cuál iba a ser el próximo lugar a invadir tras la victorias de las Islas Marianas que había culminado con la conquista de Guam, Tinian y Saipán. Los lugares posibles según Mc.Arthur eran las Filipinas y principalmente Mindanao, para luego dar el salto a Formosa, China y finalmente Japón. Por otro lado Nimitz prefería asegurar el flanco sur de las Filipinas ocupando las Islas Palau para inmediatamente apuntar hacia el mismo Japón. Tras efectuarse varios reconocimientos aéreos sobre los lugares candidatos a ser invadidos, se llegó a la conclusión de que Nimitz tenía razón y se especificó como siguiente objetivo las Islas Palau, concretamente la Isla de Peleliu.

Bajo el nombre de “Operación Stalemate II”, se creó la 3ª Flota del Ejército Expedicionario en Peleliu (3rd Fleet Peleliu’s Expedicionary Army) como fuerza terrestre y naval para invadir Peleliu al mando del general Julian Smith. Las agrupaciones de transporte y escolta para llevar a los hombres a la isla se subdividieron en la Fuerza de Tareas 31 (Task Force 31) del vicealmirante Theodore Wilkinson; y la Fuerza de Tareas 34 (Task Force 34) del contraalmirante Jesse Oldendorf. Todo estas unidades navales juntas sumaban 158 navíos entre 17 portaaviones, 5 acorazados, 8 cruceros, 95 destructores, 1 dragaminas, 17 submarinos, 6 petroleros y 9 transportes militares.

Del transporte se encargaría el III Cuerpo Anfibio del general Roy Geiger, aunque parte de este estaría destinado a otra batalla que se desarrollaría cerca de allí, la conquista de la Isla de Angaur. La veterana 1ª División de Marines, famosa por su insignia como veterana de la Batalla de Guadalcanal, sería la punta de lanza del ataque bajo mando del general William Rupertus, contando con los 1º, 5º y 7º Regimientos, además del 11º Regimiento en reserva. En segundo lugar desembarcaría la 81ª División de Infantería “Wildcats” del Ejército Estadounidense (US Army) liderada por el general Paul Mueller, formada por los 321º, 322º y 323º Regimientos. Todas estas unidades sumaban 28.484 soldados.

Se fijó la invasión de Peleliu para el 15 de Septiembre de 1944. La 1ª División de Marines tenía que desembarcar en las playas occidentales de la isla denominadas “White 1” y “White 2”, además de “Orange 1”, “Orange 2” y “Orange 3”, posiciones junto al aeródromo que debían capturar para a continuación avanzar hacia el interior. Mientras tanto tomaría tierra la 81ª División de Infantería para asegurar la Isla de Ngesebus. El plan era complicado, pero los americanos tenían el absoluto control aéreo y naval.

Fuerzas Terrestres de Estados Unidos:
·3ª Flota del Ejército Expedicionario de tropas (General Julian C. Smith)
-Task Force 31 (Vicealmirante Theodore S. Wilkinson)
-Task Force 34 (Contraalmirante Jesse B. Oldendorf)
·III Cuerpo Anfibio (General Roy S. Geiger)
-1st Batallón Anfibio de Tractores (Mayor Albert F. Reutlinger)
-6th Batallón Anfibio de Tractores (Capitán John I, Fitzgerald Jr.)
-3rd Batallón Anfibio de Tractores Blindado (Corornel Kimber H. Boyer)
·1ª División de Marines ( William H. Rupertus )
-1º Regimimento (Coronel B. Puller)
-5º Regimiento (Coronel Harold D. Harris)
-7º Regimiento (Coronel Herman H. Hanneken)
-11º Regimiento (Coronel William H. Harrison)
·81ª División de Infantería “Wildcats” (General Paul J. Mueller)
-321º Regimiento (Coronel Robert Dark)
-322º Regimiento (Coronel Benjamin W. Venable)
-323º Regimiento (Coronel Arthur P. Watson)

Flota de Estadounidense (US Navy):
17 Portaaviones: USS Hoggart Bay, USS Barnes, USS Nassau, USS Nehenta Bay, USS Sargent Bay, USS Sitkoh Bay, USS Rudyerd Bay, USS Petrof Bay, USS Marcus Island, USS Ommaney Bay, USS Savo Island, USS Kadashan Bay, USS Saginaw Bay, USS Kalinin Bay, USS Kitkun Bay, USS White Plans y USS Gambier Bay.
5 Acorazados: USS Idaho, USS Pennsylvania, USS Tennessee, USS Missisippi y USS Maryland.
8 Cruceros: USS Louisville, USS Portland, USS Honolulú, USS Helena, USS Denver, USS Minneapolis, USS Cleveland y USS Columbia.
95 Destructores: USS Steele, USS Bebas, USS Samuel Miles, USS Seid, USS John Henley, USS Thatcher, USS Capps, USS Dawid Taylor, USS Hall, USS Paul Hamilton, USS Kyne, USS Levy, USS Parks, USS Wesson, USS Mitchell, USS Swearer, USS Elden, USS Halloran, USS Straus, USS Bangust, USS Waterman, USS Wyman, USS Weaver, USS Lamons, USS Gillespie, USS Ross, USS McDermut, USS Rathburne, USS Sands, USS Montgomery, USS Claxton, USS Aulick, USS Cony, USS Sigourney, USS Donaldson, USS Reynolds, USS Franks, USS Wickes, USS Braine, USS Stembel, USS Preble, USS Melvin, USS Gridley, USS Beale, USS Leutze, USS Buchanan, USS Bailey, USS Hazelwood, USS Stevenson, USS Bennion, USS Stockton, USS Fullman, USS Guest, USS Bennet, USS Remey, USS Mertz, USS McGowan, USS McNair, USS Wadleigh, USS Monssen II, USS Cabana, USS Lake, USS Dempsey, USS McCoy Reynolds, USS George Badger, USS Noa, USS Ballard, USS Denver, USS Halford, USS Hudson, USS Heywood Edwards, USS Albert Grant, USS Newcomb, USS Richard Leary, USS Bryant, USS Robinson, USS Stringham, USS Rathburne, USS Clemson, USS Wasmuth, USS Perry, USS Southard, USS Hovey, USS Long, USS Thorn, USS McCord, USS Thathen, USS Heerman, USS Hoel, USS Welles, USS Haggard, USS Hailey, USS Johnston y USS Lyman.
1 Dragaminas: USS YMS-385.
17 Submarinos: USS Gabilan, USS Besugo, USS Haddock, USS Tuna, USS Halibut, USS Pintado, USS Jallao, USS Atule, USS Shark II, USS Blackfish, USS Seadragon, USS Escolar, USS Croaker, USS Perch II, USS Sawfish, USS Icefish y USS Drum.
6 Petroleros: USS Millicoma, USS Schykill, USS Lackawanna, USS Cimarron, USS Neosho II y USS Kaskaskia.
9 Transportes: USS Bolivar, USS Fremont, USS Rocky Mount, USS Ameb, USS Mount McKinley, USS Ormsby, USS Pierce, USS James O’Hara y USS Endymion.
TOTAL = 158 Navíos.

Plan de Japón

Peleliu era un trozo de tierra de 6 millas de largo por 2 millas de ancho en medio del Océano Pacífico que se caracterizaba por tener una llamativa barrera de coral al igual que sus otras hermanas en las Islas Palau. Aquella isla destacaba por un paisaje muy irregular constituido por profundas selvas, altas montañas, riscos elevados, húmedas albuferas, angostos valles, enfangosas ciénagas, oscuras cuevas y todo tipo de lugares peligrosos. En la parte oriental de Peleliu se levantaba un gran aeródromo construido en 1930, el cual quedaba ensombrecido desde el norte por las Cordilleras de Umurbrogol con más de 200 metros de altura, precedidas estas por un echarcado terreno de tres albuferas. Unida a Peleliu por un puente de madera al norte estaba la Isla de Ngesebus, también con otro aeródromo en la superfície. Este era el aspecto de Peleliu en 1944, favorable a cualquier defensor y una pesadilla para cualquier atacante.

La isla estaba defenida por la recién llegada de Manchuria, 14ª Division de Infantería que comandaba el general Sadae Inoue con 11.000 hombres. La divisón estaba formada por los 2º y 59º Regimientos. A pesar de que los japoneses no tenían aviones ni barcos para defender Peleliu, junto al aeródromo poseían la formidable Cordillera de Umurbrogol que ofrecía una sensacional vista de toda la isla, fortaleza natural compuesta de excelentes defensas en montañas, cuevas y el denso follaje de la selva.

Fuerzas de Japón:
·14ª División de Infantería (General Sadae Inoue)
-2º Regimiento (Coronel Kunio Nakagawa)
-59º Regimiento (Mayor Ushio Goto)

Desembarco de Peleliu

Un fuerte bombardeo de artillería naval procedente de los acorazados USS Idaho, USS Tennesse y USS Maryland foguearon las playas de Peleliu la mañana del 12 de Septiembre de 1944. Acto seguido, cinco portaaviones soltaron más de 400 aviones contra la isla que descargaron sus bombas sobre los hangares e instalaciones del aeródromo que destruyeron en su mayor parte. También utilizaron napalm para incendiar a los japoneses y todas las fortificaciones en las playas fueron derrumbadas. Durante el cañoneo naval se produjo la primera baja estadounidense en Peleliu al ser hundido por colisión el destructor USS Noa. Aquel bombardeo se prolongó durante 48 horas los días 13 y 14 de Septiembre.

Al amanecer del 15 de Septiembre de 1944, la Task Force 31 se situó frente a la costa occidental de Peleliu. Una vez más efectuó un bombardeo naval de cañones y cohetes, mientras los marines de la 1ª División empezaban a subir en las barcazas del III Cuerpo Anfibio. Inmediatamente las embarcaciones se echaron al agua o se desdoblaron de los transbordadores. Las barcazas eran del tipo LCVP, LST, DUKW y LVTA, además de blindados anfibios armados LCT, una poderosa agrupación para cualquier desembarco por muy complicado que fuese.

Rostro inexpresivo y perdido de un marine en el desembarco de Peleliu.

Cuando las embarcaciones dejaron atrás los barcos nodriza y habían recorrido la mitad del trayecto entre la flota y las costas, los japoneses protegidos en búnkers avanzados empezaron a disparar sus cañones contra el mar. El agua se llenó de explosiones mientras las barcazas navegaban sobre el arrecife de coral, siendo hundidas por los proyectiles varias docenas de DUKW con marines a bordo. El resto de embarcaciones consiguió superar los ejes de arrecife de coral y navegar con más calma hacia la costa, pero al acercarse a la isla al fuego de artillería se sumó el de morteros. La matanza en el agua fue terrible porque 26 barcazas fueron hundidas con muchos soldados en su interior. La situación era un caos, pues las barcazas que iban en cabeza se quedaron aisladas cuando las de la segunda oleada sobre el arrecife embarrancaron. Como medida preventiba los conductores de las barcazas tuvieron la idea de que los Sherman a bordo en las LCT abrieran fuego contra los japoneses para cubrir a otras embarcaciones. Los proyectiles de los Sherman no sirvieron de mucho, pues los japoneses apostados sobre las alturas de la Cordillera de Umurbrogol podían disparar con mayor facilidad con una cómoda panorámica del campo de batalla. Rápidamente el mar se llenó de fuego y humo con decenas de barcazas ardiendo en medio del agua. Uno de los sucesos más trágicos ocurrió cuando de las 18 barcazas LCT con tanques Sherman a bordo del 1º Regimiento de Marines fueron cañoneadas por la artillería japonesa, siendo hundidas 17 de dichas LCT con sus blindados embarcados al aproximarse a la playa, sólamente una se salvó.

Por primera vez las playas “White 1” y “White 2” fueron pisadas aquella mañana por el 1º Regimiento de Marines tras el calvario sufrido en el agua. A los dos minutos de llegar los estadounidenses fueron recibidos por un intenso fuego de mortero y artillería. Un poco más tarde el 7º Regimiento desembarcó en “Orange 3” escoltado por una columna blindada, sin embargo como desde su flanco derecho recibieron cuantiosos disparos de ametralladora tuvieron que retirarse a “Orange 2” para ponerse a salvo. El 5º Regimiento también consiguió poner pie en la playa de “Orange 1”, afortunadamente el terreno en esa zona fue más favorable y pudieron acercarse a las puntas del aeródromo que se situaba junto a la costa.

Cuando ya se aseguraron las primeras cabezas de playa, los japoneses empezaron a bombardearlas duramente desde Umurbrogol. Para emperorar más la situación las comunicaciones por radio fueron interrumpidas por el bombardeo, por tanto el 5º Regimiento en “Orange 1” perdió el contacto con el 7º Regimiento en “Orange 3”. Lo mismo le sucedió al 1º Regimiento en “White 1” y “White 2”. La situación era crítica y las playas ofrecían una visión inolvidable, atestadas de cuerpos tendidos en la arena o flotando en el agua, acompañados por decenas de carros anfibios ardiendo y columnas de humo elevándose por la costa. La experiencia de la Batalla de Tarawa en 1943 se volvió a repetir en Peleliu.

A media mañana en “White 1”, los hombres del 1º Regimiento consiguieron avanzar 315 metros hacia el interior, momento en que recibieron fuego desde un saliente de coral sobre unas rocas en el agua que tenían emplazadas ametralladoras y un cañón de 47 milímetros. Rápidamente la Compañía K del 1º Regimiento de Marines cargó de frente hacia el saliente de coral enemigo. En cuanto llegaron a una distanca considerable lanzaron granadas para cubrirse de las ametralladoras y luego tomaron las posiciones al asalto con armas cortas. La pieza de 47 milímetros fue destruida por una granada y los marines tomaron el saliente coralino.

“Ngarmoked Island” en el ala derecha de la playa “Orange 3”, era un punto fortificado japonés que debían destruir los marines del 3rd Batallón del 7º Regimiento. Los estadounidenses avanzaron hacia el sur por un camino muy difícil, ya que se encontraron con numerosos puntos fuertes. El avance fue definitivamente frenado cuando los tanques que los escoltaban llegaron a la albufera, lugar impenetrable por culpa de los humedales. Justo en ese instante el 3rd Batallón se tuvo que retirar cuando recibió por su flanco derecho un gran fuego de artillería y morteros. El ataque a “Ngarmoked Island” tuvo numerosas bajas y fracasó totalmente.

Marines disparando contra posiciones japonesas en un Peleliu arrasado por bombas.

Al empezar la tarde los japoneses lanzaron una ofensiva con unos 500 hombres apoyados por 19 tanques Ha-Go desde las faldas de Umurbrogol contra la cabezas de playa norteamericanas. El ataque estuvo muy bien coordinado, pero al llegar al aeródromo los americanos respondieron con ametralladoras, bazookas, granadas y tanques Sherman. Los japoneses viendo la imposibilidad de avanzar se retiraron hacia las montañas. En el ataque murieron 450 nipones y sus 19 tanques fueron destruidos, mientras que los estadounidenses tuvieron 59 muertos.

Gracias al fallido ataque japonés, el 5º Regimiento de Marines pudo cruzar al final de la tarde las pistas del aeródromo y llegar hasta la albufera oriental de la isla. Por la noche los americanos tenían una cabeza de playa de 2.700 metros de largo entre “White 1” y “Orange 3”, mientras que habían avanzado en el aeródromo 450 metros al interior. Para los estadounidenses la campaña no iba nada bien, pues habían tenido elevadas bajas y muchos padecían insolaciones por culpa del día caluroso o problemas de estómago por haber bebido agua contaminada que les impedía combatir.

Ataque al aeródromo

Un día después del desembarco, el 16 de Septiembre, el 5º Regimiento de Marines inició un ataque por la mañana contra el aeródromo que culminó en la conquista de los barracones. Al mismo tiempo en el sur, el 7º Regimiento inició el avance contra los sectores de “Ngarmoked Island” y “Promontory”. Pero en ninguno de los dos casos hubo avances significativos. Caída la noche del 16 al 17 de Septiembre, el 1º Regimiento resistió un ataque japonés en el sector norte, salvándose por los pelos gracias a la rápida ayuda de dos tanques Sherman que aparecieron de improviso.

A las 8:30 horas de la mañana del 17 de Septiembre, el 5º Regimiento y el 2nd Batallón del 1º Regimiento asaltaron el aeródromo otra vez. La resistencia japonesa fue feroz, los nipones se colocaron en posiciones altas de arena que los marines tuvieron que tomar al asalto cruzando trincheras y lanzando granadas hasta llegar al cuerpo a cuerpo. En las instalaciones y los hangares también se luchó con fuerza. Tras cruentos combates a media mañana el aeródromo estuvo asegurado.

Jóvenes marines norteamericanos corren hacia una posición segura.

Lejos del aeródromo, sobre el sur de la isla, el 7º Regimiento avanzó hacia “Promontory” topándose con una fuerte resistencia japonesas en búnkers y blocaos de la selva. Los marines tuvieron que ir silenciando las posiciones una a una con apoyo de artillería o bien con lanzallamas. Después de una dura lucha y contando con el apoyo de varios Sherman, los marines del 3º Regimiento se establecieron en “Promontory”. Caída esa posición, la situación mejoró para los marines al haber cortado las carreteras este y oeste entre la Cordillera de Umurbrogol con el aeródromo y el resto de la isla.

1ª Batalla de Umurbrogol

Contra Ngardolokok se inició el avance el 18 de Septiembre con el 2nd Batallón del 5º Regimiento de Marines. Por el camino los americanos sin muchos problemas se hicieron con la aldea de Omaok. Pero de repente, mientras hacían la ruta entre Omaok y Ngardolokok, sucedió una desgracia que nunca debía haber ocurrido. Por sorpresa el 2nd Batallón sufrió un inesperado bombardeo de aviones norteamericanos y fuego amigo artillero y naval. Cuando los barcos se dieron cuenta de que estaba disparando contra los suyos ya era demasiado tarde, 18 inocentes marines perecieron víctimas de la equivocación.

Entre el 19 y 20 de Septiembre los japoneses abandonaron algunas zonas en Umurbrogol, algo que permitió a los marines extenderse y tomar la Isla de Ngabad junto a la costa. Los primeros marines en llegar a Umurbrogol fueron los del 2nd Batallón del 1º Regimiento, pero nada más asentarse bajo las faldas de la cordillera fueron recibidos por fuego de morteros y cañones. Avanzando por la carretera, los marines bordearon la cordillera por el oeste a la vez que el fuego naval castigaba las montañas de Umurbrogol. Los proyectiles fueron efectivos y silenciaron algunas posiciones japonesas, pero cuando el bombardeo finalizó los nipones respondieron con fuego de artillería contra el flanco izquierdo norteamericano desde la Cota 210. Mientras el 2nd Batallón luchaba en las faldas de Umurbrogol, el 3rd Batallón fue la única unidad que consiguió expandirse 630 metros hacia el interior.

Durante los cuatro días siguientes se produciría uno de los combates más encarnizados de Peleliu. El 20 de Septiembre el 1º Regimiento de la 1ª División de Marines empezó a ascender por el sur de Umurbrogol en una serie de cadenas montañosas que los norteamericanos habían denominado “Bloody Nose Ridge”. La artillería naval y los aviones embarcados arrasaron el área y principalmente los picos. En cuanto el 1º Regimiento entró en “Bloody Nose Ridge” pelearon con grandes dificultades al enemigo nipón. Tras muchos enfrentamientos lograron hacerse con la Cota 210, sin embargo los japoneses instalaron cañones sobre otras crestas cercanas llamadas Cota 200 y Cota 205. Por este movimiento, los marines quedaron atrapados en un perímetro de cinco montañas que denominaron irónicamente las “Five Sisters (Cinco hermanas)” por su semblante parecido. Sobre aquellos cinco riscos recibieron un baño constante de morteros, artillería y francotiradores.

Hospital de campaña americano en plena selva de Peleliu bajo unas condiciones pésimas.

Para la madrugada del 23 de Septiembre, mientras dormían los marines, los japoneses descendieron de las montañas y se enfrenatron a ellos en una carga repentina. Sorprendidos los americanos emplearon cuchillos y piedras ante la desesperación por la falta de munición. Tras un prolongado rato de lucha, los japoneses regresaron a las alturas sin sufrir bajas, contabilizando los americanos 9 muertos. Después de aquel episodio el único remedio que les quedó a los marines fue pedir ayuda a los refuerzos.

Reelevado el 1º Regimiento de la 1ª División de Marines la mañana del 23 de Septiembre se lo sustituyó por la 81ª División de Infantería. Nunca en la historia el regimiento que se marchaba había perdido tantísimos hombres, ya que unos 1.300 causaron baja durante la batalla.

2ª Batalla de Umurbrogol

Por fin los refuerzos de la 81ª División de Infantería comenzaron a llegar a Peleliu el 23 de Septiembre de 1944. Al caer la tarde la nueva divisón empezó su ofensiva capturando con el 321º Regimiento el pueblo de Garekoru en la carretera oeste.

Por la noche del 25 de Septiembre, los japoneses lanzaron un ataque contra los americanos que fue detenido sin problemas por la infantería y la artillería. Un día después, el 26, el 321º Regimiento dió un rodeo a la Cordillera de Umurbrogol dejando atrás al 7º Regimiento de Marines, dibujándose de esta manera un arco en el centro de la isla que amenazó a los defensores nipones desde dos extremos. Durante esos días el 5º Regimiento de Marines también irrumpió en el puente que iba de Peleliu a la Isla de Ngesebus. Poco a poco los japoneses fueron retrocediendo mientras que los estadounidenses incrementaban sus efectivos recibiendo como refuerzo 24 aviones Corsairs que aterrizaron en el aeródromo de la isla. Por fin el 27 de Septiembre, el cerco fue completado y la 14ª División de Infantería Japonesa quedó atrapada en una bolsa llamada “Umurbrogol Pocket”.

Desembarco de Isla de Ngesebus

A las 9:00 de la mañana del 27 de Septiembre de 1944, una fuerza naval compuesta por los acorazados USS Mississipi, USS Denver y USS Colorado bombardearon la isla de Ngesebus durante 40 minutos. Concluido el bombardeo, los barcos soltaron en el agua 35 barcazas con marines del 3rd Batallón Anfibio de Tractores Blindado. Al mismo tiempo desde Peleliu cruzaron 13 tanques Sherman el canal hacia Ngesebus gracias al puente de madera que interconectaba las dos islas.

Antes de llegar los marines a la playa, cañones embarcados en barcazas LVTA de apoyo dispararon contra las defensas para hacer más fácil el desembarco. Las tropas tomaron tierra sin problemas en la arena y se internaron por la isla, aunque la débil artillería japonesa consiguió destruir en el proceso 3 tanques Sherman.

Desembarco americano en la Isla de Ngebesus.

Caída la tarde del día 28, tras eliminar a todos los japoneses por cuevas y riscos, la Isla de Ngesebus fue tomada finalmente por los americanos sin muchos contratiempos. Murieron 440 japoneses y 23 cayeron prisioneros.

Umurbrogol Pocket

Después de la invasión de la Isla de Ngesebus las acciones estuvieron muy pausadas en Peleliu. En se tiempo las tropas japonesas de la 14ª División de Infantería habían estado fortaleciéndose en la Cordillera de Umurbrogol y posicionándose en sus laberintos de cuevas, trincheras sobre los valles y emplazamientos en los riscos montañosos. La mentalidad nipona en aquellos instantes era la de resistir todo lo posible y llevarse a todos los marines posibles por delante.

El 30 de Septiembre el 7º Regimiento de Marines empezó a avanzar por la carretera del oeste contra “Umurbrogol Pocket”, encontrándose una fanática resistencia por el flanco derecho. Al superar los obstáculos nipones, el 7º Regimiento tomó la colina denominada por los marines “Walt Ridge” y a continuación “Boyd Ridge”. Para el mediodía el regimiento hizo cumbre en la Cota 100 sufriendo algunas bajas y con la caída de la tarde y tras vadear un pantano conquistó con apoyo de tanques Sherman los picos de “Wlidcat Bowl” y “Five Sisters”.

Al pasar luchando varios días en la selva y las montañas, el 7º Regimiento ya cansado de pelear decidió hacerse con el sector norte de “Umurbrogol Pocket”. La posición a tomar era “Baldy Ridge”, aunque cambió el nombre por “Wattie Ridge”. De los días 5 al 9 de Octubre “Wattie Ridge” fue asaltado por el 7º Regimiento y bombardeada duramente por cañones de artillería norteamericanos de 37 milímetros. Pero a pesar del castigo artillero la resistencia japonesa fue tenaz. Finalmente al comienzo de la segunda decena de Octubre los estadounidenses se hicieron con “Wattie Ridge” y la Cota 140. Tras este resultado, el 7º Regimiento ya agotado pasó a la retaguardia para reponerse de sus pérdidas.

Poco a poco el 321º Regimiento de Infantería fue reduciendo la bolsa de “Umurbrogol Pocket” el 18 de Octubre. Su primer objetivo fue traspasar las vulnerables trincheras orientales del cerco bajo un intenso fuego de ametralladora y asegurar la posición “Five Brothers” el 19 de Octubre.

Durante varias semanas a partir del 22 de Octubre, la 81ª División de Infantería lanzó ataques frontales contra la líneas japonesas. Por aquel entonces, el 2º Regimiento Japonés del coronel Kunio Nakagawa que se encontraba en la bolsa, se fue retirando al interior, lo que redujo el cerco a 720 metros de largo por 360 metros de ancho. Este último perímetro comprendía las posiciones de “Horseshoe”, “Death Valley” y “China Wall”.

Ataque estadounidense sobre la posición japonesa de Umurbrogol Pocket con infantería y tanques Sherman.

A lo largo de Noviembre de 1944 los norteamericanos presionaron lenta pero duramente contra el cerco japonés. Para escalar las montañas utilizaron tractores anfibios LVT con lanzallamas para ir incendiando los escondites enemigos. Mientras los LVT flameaban a los japoneses, la infantería estadounidense atacaba las crestas a fusil y metralleta. Bajo esta táctica las posiciones japonesas de “Horseshoe”, “Death Valley” y “China Wall” cayeron en manos norteamericanas definitivamente.

Únicamente 135 metros medía la bolsa japonesa de “Umurbrogol Pocket” el 27 de Noviembre. El coronel Kunio Nakagawa y su estado mayor se suicidaron, mientras que el resto de soldados japoneses se quitaron la vida también, lucharon hasta la muerte o en menor medida se entregaron prisioneros. Por fin, tras 103 días de lucha, la Batalla de Peleliu finalizaba y los norteamericanos se hacían con el control de la isla.

Resultado

Abundantes críticas llovieron para Estados Unidos por la conquista de Peleliu. Muchos consideraron innecesaria el control de esta isla al quedar tras la retaguardia del dispositivo americano en el Pacífico, algo que no justificaba el alto coste en vidas humanas.

Estados Unidos sufrió 2.336 muertos y 8.450 heridos. Como bajas navales fue hundido el destructor USS Noa.

Japón tuvo 10.695 muertos y 202 prisioneros que se entregaron a los norteamericanos.

Peleliu fue un ejemplo más del horror de la Guerra del Pacífico. Una isla insignificante a cambio de un elevadísimo precio de muertes tanto de americanos como de japoneses.

 

Bibliografía:

Derrick Wright, Pacific Victory. “Peleliu”, Sutton (2005), p.103-147
http://en.wikipedia.org/wiki/Battle_of_Peleliu