Batalla de Guam

 

Doloroso fue perder la Isla de Guam en 1941 cuando Japón se la arrebató a Estados Unidos. Sedientos de venganza los americanos estaban dispuestos a reconquistarla en 1944.

Plan de Japón

Guam era la isla más al sur las Islas Marianas en el Océano Pacífico, a 140 millas más o menos de Tinian y Saipán. Medía 34 millas de largo de norte a sur y de 5 a 9 millas de de este a oeste. La isla entera estaba compuesta por selvas, riscos, montañas y cuevas, ofreciendo una barrera natural formidable.

Japón había ocupado Guam en 1941 con relativa tranquilidad. Hasta entonces la ocupación se había desarrollado tranquilamente, expecto por la hostilidad de la etnia chamorro, que en gran parte fue perseguida y en muchos casos aniquilada brutalmente.

Takeshi Takashina era el comandante y general de la isla que había sido transferido desde Manchuria no hacía mucho. Las tropas con las que contaban los japoneses en Guam eran de 18.500 hombres

Plan de Estados Unidos

Diversos motivos tenía Estados Unidos para poner a sus marines en Guam. El primero es que la isla le pertenecía y quería recuperarla, ya que era un territorio que simbólicamente había arrebatado a España en la Guerra por la Independencia de Cuba y Filipinas en 1898. El segundo es porque en la isla tenía importantes aeródromos en el centro y en la Península de Orote que podían hacer peligrar la ocupación de las vecinas Saipán y Tinian.

El plan estadounidense consistía en desembarcar a la 3ª División de Marines bajo el mando del general Allen Turnage entre Agana y Asan Point, mientras que la 1ª Brigada Provisional de Marines del general Lemuel C. Shepherd lo haría al sur de Agat. Si las cosas se ponían mal en Guam la 77ª División de Infantería del Ejército Estadounidense (US Army) del general Andrew Bruce estaría en reserva lista para intervenir.

Todo el transporte desde los barcos hasta tierra lo facilitaría el III Cuerpo Anfibio bajo órdenes del general Roy Geiger y la flota de escolta la Fuerza de Tareas 53 (Task Force 53) del almirante Richard Connolly. En total sumaban los 200 navíos con 12 portaaviones, 7 acorazados, 10 cruceros, 113 destructores, 2 cazasubmarinos, 7 dragaminas, 2 buques de reparación y 47 transportes.

Task Force 53 (Almirante Richard Connolly):
III Cuerpo Anfibio (General Roy Geiger)
3ª División de Marines (General Allen Turnage)
1ª Brigada Provisional de Marines (General Lemuel Shepherd)
77ª División de Infantería (General Andrew Bruce)

Flota Estadounidense (US Navy):
12 Portaaviones: USS Sangamon, USS Suwannee, USS Chenango, USS Corregidor, USS Coral Sea, USS Kalinin Bay, USS White Plans, USS Copahee, USS Fanshaw Bay, USS Midway, USS Kitkun Bay y USS Gambier Bay.
7 Acorazados: USS Tennessee, USS California, USS Colorado, USS Pennylvania, USS Idaho, USS New Mexico y USS Maryland.
10 Cruceros: USS New Orleans, USS Indianapolis, USS St. Louis, USS Wichita, USS Minneapolis, USS Montpelier, USS Denver, USS Birmingham, USS San Francisco y USS Honolulú.
113 Destructores: USS Dewey, USS MacDonough, USS Dale, USS Monaghan, USS Conway, USS Eaton, USS McCord, USS Aulick, USS Patterson, USS Melvin, USS Parks, USS McConell, USS Osterhaus, USS McGowan, USS Stevens, USS Colahan, USS Stembel, USS Haggard, USS Hailey, USS John Rodgers, USS Harrison, USS Mckee, USS Murray, USS Ringgold, USS Schroeder, USS Sigsbee, USS Dashiel, USS Perry, USS Anthony, USS Wadsworth, USS Johnston, USS Franks, USS John Rodgers, USS Norman Scott, USS Haggard, USS Fullam, USS Guest, USS Aylwin, USS Erben, USS Walker, USS Abbot, USS Hale, USS Bullard, USS Chauncey, USS Kidd, USS Bennet, USS Hudson, USS Terry, USS Selfridge, USS Yarnall, USS Ralph, USS Talbot, USS McKee, USS Black, USS Zane, USS Acree, USS Tisdale, USS Bryan, USS Newcomb, USS Bennion, USS Saufley, USS Waller, USS Sigourney, USS Halsey Power, SS Mugdorf, USS Stockham, USS Pritchett, USS Hurst, USS Ballard, USS Waters, USS Manley, USS Stringham, USS Overton, USS Noa, USS Goldsborough USS Remey, USS Mertz, USS Robison, USS Bailey, USS Albert Grant, USS Coghlan, USS Monssen II, USS McDermut, USS McNair, USS Twining, USS Guest, USS Halford, USS Williamson, USS Stansbury, USS Cassin Young, USS Irwin, USS Ross, USS Portefield, USS Callaghan, USS Longshaw, USS Laws, USS Morrison, USS Berham II, USS Phelps, USS Shaw, USS Pritchet, USS Philip, USS Cony, USS Conyngham, USS Renshaw, USS Bagley, USS Heywood Edwards, USS Hamilton, USS Chandler, USS Kane, USS Hokings, USS Perry y USS Long.
7 Dragaminas: USS Chief, USS Champion, USS Herald, USS Oracle, USS Motive, USS Heed y USS YMS-5.
2 Cazasubmarinos: USS Chichona y USS Mimosa.
47 Transportes: USS Appalachian, USS George Clymer, USS Centaurus, USS Ormsby, USS Bolivar, USS Claremont Victory, USS Hawaiian Shipper, USS Fremont, USS Cavalier, USS Victory, USS Clay, USS Neville, USS Feland, USS Arthur Middleton, USS Alhena, USS Jupiter, USS Hercules, USS Monrovia, USS Cambria, USS Frederick Funston, USS Alcyone, USS War hawk, USS Doyen, USS Sheridan, USS Comet, USS Leonard Wood, USS Pierce, USS James O’Hara, USS Thuban, USS La Salle, USS Ashland, USS Calloway, USS Leon, USS Sumter, USS Almaack, USS Storm King, USS Belle Grove, USS Whitermarsh, USS Knox, USS Fuller, USS Calvert, USS Bellatrix, USS George Elliot, USS John Land, USS Keokuk y USS Rocky Mount.
2 Buques de Reparaciones: USS Preserver y USS Phaon.
TOTAL = 200 navíos.

Desembarco en Guam

Por la mañana del 21 de Julio de 1944, la 3ª División de Marines desembarcó en la playa de Guam entre la aldea de Agana y Asan Point. Nada más llegar a tierra los marines corrieron a tomar posiciones. Rápidamente los japoneses respondieron con numerosos disparos de morteros y artillería que cayeron sobre los norteamericanos. Acto seguido, desde el risco de Bundschu en el flanco derecho de las playas, ametralladoras japonesas, fusileros y francotiradores descargaron otro infierno de fuego contra unos sorprendidos estadounidenses.

El momento del desembarco en Guam. La US Navy y sus transportes navegando alrededor de la isla humeante tras el previo bombardeo.

Mientras se producía el desembarco en el centro de la isla, la 1ª Brigada Provisional de Marines se preparaba a desembarcar al sur de Agat. Antes de que las embarcaciones llegaran a tierra, la artillería japonesa en Point Gaan con piezas de 37 y 75 milímetros abrieron fuego contra la fuerza de invasión. Decenas de explosiones levantaron litros de agua, siendo un total 12 barcazas estadounidenses hundidas. Al llegar los marines a la playa recibieron un nutrido fuego de ametralladoras y artillería desde todos los flancos, ya que la zona de desembarco se encontraba rodeada por el la Cresta de Maanot a la izquierda y el Monte Alifan a la derecha, ambas posiciones muy bien fortificadas por búnkers, blocaos y armas camufladas en accidentes naturales como cuevas. El progreso de los marines fue muy lento porque las ametralladoras les acribillaban en la playa desde todos lados. Ni siquiera los tanques Sherman que recibieron como apoyo a las 10:30, casi nada pudieron hacer por mejorar la situación.

Los soldados de la 3ª División siguieron concentrados en la playa del centro de la isla hasta que llegaron refuerzos del 12º Regimiento de Artillería y más tanques Sherman. A las 12:45 la suerte empezó a cambiar cuando los marines escalaron bajo un denso fuego de morteros Asan Point y se hicieron al mediodía con esta posición gracias a un efectivo apoyo de la artillería y los carros de combate.

Desde el sur, ese mismo mediodía también los marines avanzaron en la playa, aunque perdiéndose las vidas de algunos estadounidenses en un campo de minas. A continuación bajo la protección de los Sherman conquistaron Gaan Point a las 13:30 horas, silenciando todos los blocaos y búnkers en la zona.

Al caer la tarde los marines de la 1ª Brigada Provisional entraron en la ciudad de Agat con el 22º Regimiento en cabeza. Después el 4º Regimiento atacó en ese área la Cota 40 muy bien defendida por los japoneses, la cual, tras una dura lucha los marines consiguieron hacerse con la posición gracias a los aviones de soporte que dejaron caer las bombas acertadamente contra los nipones.

Cuando se hizo de noche en el sector centro de la isla, los japoneses desbarataron las líneas norteamericanas de la 3ª División y rompieron una brecha en el 320th Batallón de Infantería. Entonces de nuevo se establecieron posiciones defensivas en las playas que no pudieron romper ni uno ni otro bando. El frente se estancó.

Durante la noche del 21 al 22 de Julio el general japonés Takeshi Takashina preparó un asalto contra los estadounidenses de la 1ª Brigada Provisional de Marines. Desde el Monte Alifan, los japoneses se lanzaron a la carga sobre el 3rd Batallón del 4º Regimiento. La intervención inmediata de los emplazamientos de ametralladoras norteamericanos y los tanques Sherman, lograron que el ataque nipón fuese frenado, aunque sufriendo numerosas bajas los marines. Los japoneses perdieron en el asalto 750 hombres y 4 tanques Ha-Go que fueron destruidos por los superiores carros Sherman.

Marines en una playa del centro de Guam clavando la bandera de los Estados Unidos.

Al final de la noche y llegando el amanecer del día 22, la 3ª División de Marines de nuevo tomó la iniciativa y aseguró toda la playa y sus posiciones en Asan Point, penetrando únicamente 90 metros hacia el interior. Hasta ese momento la la divisón nortemaricana había encajado 615 muertos y muchos heridos.

Batalla de la Península de Orote

El 22 de Julio el III Cuerpo Anfibio del general Roy Geiger desembarcó en la Isla de Cabas que estaba unida a Guam por un puente de madera. La resistencia en Cabas fue leve, aunque tuvieron algún que otro susto por culpa de algún fanático japonés dispuesto a resistir hasta la muerte. Con rapidez los marines se hicieron con el control seguro de la isla y con el puente de madera que la unía con Guam.

A lo largo de los días 22 y 25 de Julio los marines se situaron en las dos cabezas de playa a la espera de refuerzos. En ese tiempo recibieron un total de 5.000 tropas de repuesto junto con mucho material bélico procedente de la 77ª Divisón de Infantería que desembarcó junto a la playa de Agat para unirse a las fuerzas de conquista en Guam.

Para el 25 de Julio se produjo una gran batalla en un risco llamado Fonte, situado al sureste del pueblo de Asan, cuando centenares de tropas japonesas recién bebidas de sake, abrieron una brecha tras chocar contra la 3ª División de Marines en una poderosa carga “Banzai”. El ataque japonés perforó las líneas y llegó hasta un hospital de la división donde dispusieron de mucho material para sus heridos.

Sin embargo el día 26, los nipones fueron contraatacados por tanques norteamericanos y bombardeados por un intenso fuego naval de cruceros y acorazados. Un total de 600 japoneses murieron en el campo de batalla.

Durante es mismo día 26 empezó la invasión de la Península de Orote al oeste Guam que estaba defendida por 5.000 soldados nipones. En el primer avance los marines se toparon con una fortísima resistencia japonesa en el Pantano de Mangrove Swamp, donde no pudieron seguir con el ataque hasta que la artillería estadounidense emplazada en la Isla de Cabas efectuó fuego contra la ciénaga y les abrió el paso.

El 27 de Julio los marines en Orote pasaron de largo el Pantano de Mangrove Swamp y se dirigieron hacia el oeste de la península. Por la mañana la 77ª División de Infantería llegó a la zona y avanzó contra el aeródromo, pero tuvo que detenerse cuando baterías japonesas de 105 y 155 milímetros cañonearon a los soldados norteamericanos en campo abierto, interrumpiendo el ataque por segunda vez.

Al amanecer del 28 de Julio, un terrible bombardeo de 45 minutos desde aviones sacudió el Aeródromo de Orote. Cuando finalizó, empezó otro bombardeo naval de 30 minutos. Concluidos aquellos dos durísimos bombardeos, los soldados norteamericanos avanzaron frustrados por las amatralladoras y armas cortas de los japoneses que aún seguían defendiendo su aeródromo. Pero ni el bombardeo ni la valentía de las tropas estadounidenses consiguieron impedir que se detuviera el ataque por tercera vez.

Selva frondosa de Guam es cruzada por los marines estadounidenses que no se descuidan ni un sólo segundo de la amenazadora maleza y vegetación.

Una carga “Banzai” aquel día 28 fue de nuevo desbaratada en Asan Point, resultando todos los asaltantes abatidos, aunque los estadounidenses perdieron a 62 hombres y otros 179 cayeron heridos. Por culpa de la carga “Banzai” los japoneses se quedaron sin fuerzas para defender la zona, momento que la 3ª División de Marines aprovchó avanzando sin oposición por el norte de la costa de Guam, encontrándose todos los caminos despejados y sin resistencia.

Con tanques los marines efectuarían el último intento contra la Península de Orote. En la mañana del 29 los Sherman asaltaron el aeródromo seguidos por la infantería. Al entrar en la pista los japoneses organizaron una fanática resistencia. Una táctica que utilizaron los defensores nipones del aeródromo fue lanzar ataques suicidas con hombres que salían por sorpresa de un salto contra algún americano lleno de explosivos y granadas pegadas a su cuerpo. Muchos marines murieron mutilados en mil pedazos, pero a pesar de aquella táctica tan terrible los norteamericanos aguantaron todos los ataques suicidas y se hicieron con los barracones de la costa. Poco después cayó el aeródromo y la Península de Orote fue declarada segura. En Orote murieron 1.663 japoneses y los americanos tuvieron 115 muertos y 721 heridos.

Batalla de Monte Santa Rosa

Cuando acabó la conquista de Orote los estadounidenses se dirigieron contra el Monte Tenjo en el este. Sobre las faldas del monte se produjo un enfrentamiento entre americanos y japoneses. El general japonés de la isla, Takeshi Takashina, murió cuando fue alcanzado por una ametralladora de un Sherman al salir de su escondite. En uno de los cuartos de las defensas del Monte Tenjose se suicidaron 135 soldados japoneses clavándose ellos mismos bayonetas y volándose con granadas. Al final los americanos se hicieron con el monte sin sufrir demasiadas bajas.

Para acabar definitivamente con Guam se decidió que el asalto final estadounidense se realizase contra el norte. Allí se habían concentrado alrededor de 6.000 japoneses para presenar una dura resistencia. Los nipones en aquellos momentos estaban cruzando la isla hacia el norte y construyendo defensas. Su posición más fuerte era el Monte Santa Rosa situado en el noroeste, montaña formidablemente protegida.

El 31 de Julio de 1944 comenzó la ofensiva norteamericana. La 3ª División de Marines avanzó por el flanco izquierdo de la isla, mientras que la 77ª División de Infantería por el flanco derecho. Durante una semana los americanos sólamente encontraron resistencia ligera, haciéndose por el camino con la ciudad de Agana. Uno de los horrores que descubrieron los estadounidenses ocurrió tras la liberación del campo de concentración de Asinan, donde rescataron a 2.000 guamanianos, muchos de los cuales estaban en pésimas condiciones.

Yigo fue la siguiente ciudad en caer en manos norteamericanas, seguida poco después por Finegayan. Aquel avance desde el 1 al 6 de Agosto fue el más veloz que los estadounidenses lograron a realizar en Guam.

Soldados estadounidenses en pleno combate por la jungla. En la fotografía pueden distinguirse los troncos de palmeras caídos por los bombardeos. La vida y la lucha en la selva de Guam fue muy dura para los americanos.

Bulldozers el 7 de Agosto se dedicaron a abrir pasos en un terreno muy rocoso para que la infantería pudiera atacar las posiciones japonesas. Suprimidos algunos de los obstáculos, la la 77ª División de Infantería asaltó el Monte Santa Rosa por el norte. A las 14:40 horas los americanos subieron a la cima y se hicieron con la montaña. Lo sorprendente es que en la cumbre encontraron los cuerpos sin vida de 600 soldados japoneses.

Al día siguiente, el 8 de Agosto, el 22º Regimiento de los Marines conquistó Ritidan Point al noroeste de Guam. Simultáneamente el 9º Regimiento avanzó contra Pati Point en el noreste, dejando atrapados a 2.000 japoneses en una bolsa junto a la costa llamada Savana Grand.

Tras dos días de combate, finalmente la bolsa de Savana Grand fue aniquilada el 10 de Agosto de 1944. Los estadounidenses únicamente tuvieron 7 muertos y 17 heridos en la destrucción del cerco, mientras que los japoneses unos 2.000 muertos.

Resultado

A las 11:31 de la mañana del 10 de Agosto de 1944, la isla de Guam había sido declarada segura y volvía a estar bajo dominio de los Estados Unidos. Con esto terminaba la dura campaña de las Islas Marianas. Saipán, Tinian y Guam estaban en poder de los norteamericanos.

Estados Unidos tuvo 1.190 muertos y 5.308 heridos.

Japón sufrió 18.000 muertos y 80 prisioneros capturados por los estadounidenses.

Muchos años después de la Batalla de Guam, concluida la Segunda Guerra Mundial, en 1972 un último soldado japonés que había vivido en una cueva y que no supo que la guerra se había acabado, se entregó a las autoridades. El último soldado de Guam fue repatriado a Japón y declarado héroe nacional.

 

Bibliografía:

Derrick Wright, Pacific Victory. “The Marianas: The Recapture of Guam”, Sutton (2005), p.93-102
http://en.wikipedia.org/wiki/Battle_of_Guam_(1944)