KV-1

 

Nombre: KV-1
Nacionalidad: Unión Soviética
Compañía: Factoría Kirov
Motor: V-2K de 12 cilindros a 600 CV
Longitud: 6′ 91 m
Anchura: 3′ 33 m
Altura: 2′ 92 m
Blindaje: 75 mm
Autonomía: 250 km
Velocidad: 34 km/h
Peso: 47 t
Tripulación: 5
Armamento: Un cañón ZIS-5 de 76’2 mm y tres ametralladoras DT de 7’62 mm
Historia:

Desarrollo:

“Manejados por hombres valientes, los carros KV pueden hacer maravillas”. Con esta frase definió el general Dmitri Pávlov a uno de los mejores tanques presentados por la Unión Soviética, el KV-1, que causó verdadero pánico entre los blindados del Eje durante las primeras fases de la Segunda Guerra Mundial en Rusia.

Tanque KV-1 en una calle de la capital rusa durante la Batalla de Moscú en 1941.

Producido en 1939 por la Fábrica Kirov, el KV-1, nombre que adoptó de las iniciales del Comisario Kliment Voroshilov, fue el tanque más blindado del mundo en el año 1941 por su casco lineal de 75 milímetros y su torreta rectangular variable entre los 95 y 100 milímetros. Poseía un peso de 47 toneladas que movía a 34 kilómetros por hora por carretera y 16 kilómetros por hora en campo a través gracias a su motor diésel 2K de 12 cilindros en cuatro tiempos a 600 caballos de vapor que contenía una capacidad para 600 litros de gasolina. Respecto a su chasis la suspensión representaba numerosos problemas técnicos de vez en cuando, aunque podía vadear ríos de 1’6 metros de profundidad y era excelentemente maniobrable para su tripulación de cinco miembros (conductor, tirador, cargador, radio y auxiliar) debido a su moderna caja de cambios de engranaje deslizante, embrague multidisco y seis marchas. Por último el armamento era formidable al disponer de un arsenal consistente en un cañón ZIS-5 de 76’2 milímetros en ánima rayada con proyectiles BR-350A que perforaban blindajes de 69 milímetros a 500 metros y BR-350P que hacían lo mismo con blindajes de 92 milímetros a 500 metros; además de tener tres ametralladoras DT de 6’62 milímetros situadas una en el frontal y dos en la torreta.

Segunda Guerra Mundial:

Oficialmente el primer bautismo de fuego de los KV-1 tuvo lugar en en la Guerra Ruso-Finesa de 1939 cuando tres unidades tomaron parte en la invasión de Finlandia dentro de la 20ª Brigada Blindada, donde demostraron todavía sus grandes carencias técnicas ante las tácticas de guerrilla desarrolladas por los finlandeses. Dos años más tarde, el 22 de Junio de 1941, el Ejército Rojo contaba con 508 KV-1 operativos al producirse la invasión de Alemania a la Unión Soviética en lo que se conoció como “Operación Barbarroja”. Precisamente en esta campaña más de 400 KV-1 resultaron destruidos, aunque actuando en emboscada lograron numerosos éxitos como destruir a 24 tanques alemanes en Raseiniai y a otros 43 Panzer en Krasnogvardeysk.

KV-1 sobre el Frente Oriental.

Durante la Segunda Guerra Mundial el tanque KV-1 estuvo presente en todas las campañas importantes del Frente Oriental como la Batalla de Moscú en 1941, la Batalla de Stalingrado en 1942, la Batalla de Kursk en 1943, la “Operación Bragation” contra Bielorrúsia en 1944 e incluso la “Operación Tormenta de Agosto” sobre Manchuria en 1945 contra Japón. A lo largo de todas estas misiones en las que participaron los 5.219 blindados KV-1 fabricados, dichos tanques se convirtieron en duros rivales para los poderosos alemanes Panzer IV, por lo menos hasta que estos últimos aumentaron su blindaje a los 80 milímetros, momento que recayó la producción del carro soviético en favor del T-34 que se convertiría en el carro estándar de la URSS.

Formación de tanques KV-1 con sus dotaciones durante la Batalla de Moscú.

También el Eje empleó KV-1 capturados como parte de sus arsenales. Por ejemplo Finlandia utilizó algún KV-1 en la Guerra de Continuación sobre Carelia en donde destruyó numerosos tanques rusos. Por su parte Alemania usó otros tantos KV-1 rebautizados como Panzer KV-IB en operaciones antipartisanas.

Versiones:

KV-1 Modelo 1939

De la versión original KV-1 Modelo 1939 se construyeron 141 unidades que se caracterizaron por su cañón L-11 de 76 milímetros y un recuperador adaptado al frío invernal del Ártico, en donde precisamente se distinguieron luchando contra los finlandesas durante la Guerra Ruso-Finesa de 1939-1940.

KV-1 Modelo 1940

El KV-1 Modelo 1940 fue una de las variantes más producidas por la Fábrica Kirov que participarían en la “Operación Barbarroja” de 1941 con un cañón F-32 de 76 milímetros.

KV-1 Modelo 1941

La versión más acorazada de toda la serie fue el KV-1 Modelo 1941 debido al elevado incremento de su blindaje.

KV-1 Modelo 1942

Respecto a su antecesor el KV-1 Modelo 1941, el KV-1 Modelo 1942 sufrió ligeros cambios en su chasis.

KV-1S

Fabricado en una cantidad de 1.370 unidades, el KV-1S redujo su blindaje en favor del aumento de velocidad.

KV-8

Pensado como un carro ofensivo de corto alcance, el KV-8 estuvo equipado con un lanzallamas ATO-41 y un pequeño cañón M1932 de 45 milímetros.

KV-220

Si por algo destacaba el KV-220 fue porque carecía de torre y sus tripulantes estaban al descubierto. La única unidad fabricada fue destruida bajo el fuego de los alemanes durante el Asedio de Leningrado.

 

Bibliografía:

Roberto Hernández Martínez, Carro de Combate Pesado Soviético KV-1: Terror de los Panzers, WW2GP Magazine Nº8 (2015), p.28
https://en.wikipedia.org/wiki/Kliment_Voroshilov_tank