Schleswig-Holstein

Nombre: Schleswig-Holstein
Nacionalidad: Alemania
Constructora: Astilleros Germaniawerft de Kiel
Tipo: Acorazado
Clase: Pre-Dreadnought
Eslora: 127′ 6 metros
Manga: 22′ 2 metros
Peso: 14.218 toneladas
Velocidad: 18 nudos
Blindaje: 280 mm – 76 mm
Planta motriz: Tres turbinas de 12 calderas a 19.330 CV
Tripulación: 743 hombres
Botadura: 28 de Mayo de 1906
Aviones: Ninguno
Armamento:
·2 cañones de 280 mm
·10 cañones de 150 mm
·4 cañones de 88 mm
·4 cañones de 37 mm
·4 tubos lanzatorpedos de 533 mm
Historia:

El Schleswig-Holstein fue uno de los buques más populares del siglo XX por haber estado presente en los dos principales conflictos de la Humanidad. Veterano de la Primera Guerra Mundial y la Batalla de Jutlandia, sobrevivió al tonelaje impuesto en el Tratado de Versalles y como represalia protagonizó los primeros disparos sobre Polonia de la Segunda Guerra Mundial.

Botado el 17 de Diciembre de 1906 por los Astilleros Germaniawerft de Kiel, el Schleswig-Holstein fue un acorazado de clase “Pre-Dreadnought” con una eslora de 127 metros, una manga de 22 metros y un puntal de 8 metros que estaba recubierto por un blindaje de 230 milímetros en la cintura, 76 milímetros en cubierta y 280 milímetros en las torretas; y que se impulsaba a 18 nudos por tres turbinas de vapor con doce calderas a 19.330 caballos de vapor que desplazaban 14.218 toneladas. Manejado por una tripulación de 743 almas entre 35 oficiales y 708 marineros, el navío se encontraba equipado por dos cañones de 280 milímetros en una torreta doble, diez de 150 milímetros, cuatro de 88 milímetros, cuatro de 37 milímetros y cuatro tubos lanzatorpedos de 533 milímetros.

Acorazado alemán Schleswig-Holstein.

El 6 de Julio de 1908 el Schleswig-Holstein fue entregado a la Marina Imperial Alemana (Kaiserlischemarine) y utilizado como buque de entrenamiento sobre el Mar Báltico en 1909 y sobre el Oceáno Atlántico y Noruega en 1910. Al año siguiente, en 1911, fue enviado a las costas de Marruecos para mediar durante la Crisis de Agadir que terminó resolviéndose en favor Francia y España porque las potencias extranjeras se negaron a establecer un protectorado alemán en la zona.

Cuando estalló la Primera Guerra Mundial en 1914, el acorazado Schleswig-Holstein participó en el bombardeo de Scarborought, Hartlepool y Whitby contra la costa de Gran Bretaña, además de estar presente en la Batalla de Dogger Bank de 1915 y en el ataque al litoral inglés de Yarmouth y Lowesoft en 1916. También aquel mismo año, el 31 de Mayo de 1916, tomó partido durante la Batalla de Jutlandia contra la Marina Real Británica (Royal Navy), logrando disparar varios cañonazos contra la escuadra enemiga y recibiendo el impacto de un obús que le abrió un boquete de 40 centímetros en el casco, aunque afortunadamente sin daños de seriedad porque el navío continuó operando en las aguas del Río Elba hasta 1917.

Finalizada la Gran Guerra en 1918, los acorazados Schleswig-Holstein y Schlesien fueron los dos únicos grandes buques autorizados por los vencedores del Tratado del Versalles firmado en 1919, que podían quedar adscritos a la nueva Marina Alemana (Reichsmarine) de la República de Weimar. Así fue como el navío se convirtió en una escuela flotante de entrenamiento para cadetes hasta que entre 1936 y 1938, la Marina de Guerra Alemana (Kriegsmarine) del Tercer Reich, utilizó al acorazado para realizar una serie de cruceros oceánicos al Caribe, Sudamérica y África.

Cañones del Schleswig Holstein disparando durante la Batalla de Jutlandia de 1916 en la Primera Guerra Mundial.

A las 4:48 horas del 1 de Septiembre de 1939, el acorazado alemán Schleswig-Holstein que procedente del Mar Báltico acababa de fondear a las afueras de Danzig en Polonia, tuvo el honor de inaugurar los primeros disparos de la Segunda Guerra Mundial lanzando varios proyectiles de 280 milímetros contra la Base Naval de Westerplatte que defendían 210 soldados del Ejército Polaco. Reducidas las instalaciones completamente a ruinas, los infantes de marina alemanes “Marine Stosstrupp” desembarcaron en la zona, mientras los cañones del Schleswig-Holstein cubrieron la maniobra hundiendo a los dos modernos destructores polacos Gryft y Wicher, lo que fue toda una grata sorpresa para el mando naval que jamás hubiese imaginado un éxito como aquel para un acorazado tan antiguo. De hecho, el navío continuó con sus ataques a las costas de Polonia bombardeando entre el 25 y 27 de Septiembre las posiciones polacas en la ciudad de Redlowo y la Península de Hela hasta su completa rendición.

Con la invasión de Alemania a Dinamarca el 9 de Abril de 1940 durante la “Operación Weserübung”, el Schleswig-Holstein ofreció escolta desde el litoral a las tropas del Ejército Alemán (Wehrmacht) que ocuparon el país. A partir de entonces, desde 1941 hasta 1944, el acorazado fue relegado a tareas de entrenamiento en el Mar Báltico y a minar el Estrecho de Jutlandia para impedir la entrada a ningún buque enemigo.

El 18 de Diciembre de 1944, aviones Lancaster de la Fuerza Aérea Británica (Royal Air Force o RAF) dañaron al Schleswig-Holstein cerca de Danzig y lo sumergieron parcialmente junto a la costa. Desde ese instante el acorazado combatió como una batería flotante contra las tropas del Ejército Rojo que se aproximaban a los refugiados evacuados durante la “Operación Hannibal”, hasta que el 23 de Marzo de 1945 los alemanes terminaron por hundirlo del todo para evitar cayera en manos de los Aliados.

Fogonazos del Schleswig-Holstein inaugurando la Segunda Guerra Mundial durante la invasión a Polonia en Danzig.

Acabada la Segunda Guerra Mundial con la derrota de Alemania, la Unión Soviética reflotó en 1946 al Schleswig-Holstein de Danzig y lo trasladó al puerto de Tallin en Estonia. Desgraciadamente los daños encajados durante la contienda fueron tan grandes, que finalmente la nave fue utilizada como un blanco en maniobras, resultando hundido en la Isla de Osmussaar en 1948. Con la pérdida de este buque, se fue un acorazado veterano de las dos guerras mundiales, que además había tenido el privilegio de inaugurar la segunda.

 

Bibliografía:

-Alejandro Vilchés Alarcón, Operación Hannibal. El Canto del Cisne de la Kriegsmarine, “Acorazado Schleswig-Holstein”, HRM Ediciones (2017), p.38-39
-https://en.wikipedia.org/wiki/SMS_Schleswig-Holstein