Arquitectura Nacional Socialista

 

Adolf Hitler había estudiado arquitectura, uno de los aspectos de su vida más desconocidos y profesión inacabada con la que fracasó en su juventud. Mucho antes de llegar al poder, en 1925, cuando el nacionalsocialismo ya se había definido como idea, Hitler comenzó a crear en sus ratos libres una serie de proyectos arquitectónicos que dibujaba en papeles en honor de lo que debía ser Alemania en su imaginación. Lo sorprendente es que aunque suspendiera la carrera de arquitectura, podía decirse que el futuro Führer alemán era todo un genio en este arte.

En 1933 Hitler fue proclamado Canciller de Alemania y Führer del Tercer Reich. Un año después Adolf había creado era una nación totalmente rica en lo social y ahora debería hacer lo mismo con la cultura. Su idea era convertir Alemania en una gran obra de arte.

Para ello seleccionó a tres grandes arquitectos que le ayudarían con su proyecto: Paul Troost, Herman Giesler y Albert Speer. Este último fue el cabecilla del proyecto de ingeniería que se iba a crear en Alemania, de hecho Hitler ofreció a Speer la ayuda de la Fábrica de Obras de Tierra y Piedra Alemanas pertenecientes a las Allgemeine-SS. La idea del Führer era hacer un arte totalmente nuevo, pero basándose en los maestros del pasado como las obras de Roma, Germania y el Asia Oriental. En el caso de la arquitectura imperaría la grandeza y lo mastodóntico, se adoptarían formas del romano neoclásico, las viviendas folclóricas alemanas y el estilo militar, mientras que se eliminaría todo el acero a la vista, las ventanas horizontales y los tejados planos. La principal normativa que dejó bien clara Hitler es que cada una de las construcciones debía ser en piedra para que perduraran siempre al igual que las Pirámides de Egipto. Entre 1934 y 1945, Alemania vivió el auténtico arte en sus propias calles.

Obras Arquitectónicas

Explanada del Zeppelin:

Ubicación: Nuremberg (Alemania)
Historia: Construida en 1934 como una de las primeras obras de Albert Spee, fue el clásico estadio decorado con gradas y columnatas romanas donde se hicieron los grandes mítines del Partido Nacional Socialista de los Trabajadores Alemanes (NSDAP) bajo un bella propaganda visual que captó en muchas ocasiones con las cámaras la directora de cine Leni Riefenstahl. Concluida la Segunda Guerra Mudnial se convirtió en un circuito de motociclismo, manteniéndose las gradas y la explanadas, aunque las columnas fueron suprimidas al restar espacio al público.

Estadio Olímpico de los Juegos de 1936:

Ubicación: Berlín (Alemania)
Historia: Iniciado en 1934 para representar los Juegos Olímpicos de 1936, Werner March dirigió el proyecto. Cuando se acabó su construcción, la planta del campo podía albergar a un total de 100.000 espectadores. De hecho los Juegos Olímpicos fueron un éxito, la directora de cine Leni Riefenstahl grabó allí su película Olympia y el dirigible Hindenburg se posó sobre el estadio ante la sorpresa de todo el público extranjero. Tras la guerra el estadio se convirtió en sede del equipo de fútbol Hertha BSC.

Cancillería:

Ubicación: Berlín (Alemania)
Historia: Fue uno de los edificios más emblemáticos del Tercer Reich, construido por Albert Speer en 1938. Su grandeza ocupó una gran zona del centro de Berlín, lo más destacado era el pórtico precedido por columnas que imitaban un edificio romano, con un águila nacionalsocialista de piedra sobre la entrada. El destino de la Cancillería fue trágica, ya que los bombarderos de los aviones de Estados Unidos y Gran Bretaña lo demolieron en parte. Durante la Batalla de Berlín los cañones de la Unión Soviética terminaron por consumirlo en ruinas. Lo poco que quedó del mármol de la Cancillería se lo llevaron los soviéticos para construir las estaciones de metro de Moscú.

Casa del Arte Alemán Haus de Kunst:

Ubicación: Munich (Alemania)
Historia: Conocido como Haus de Kunst, realmente era la Casa del Arte Alemán, construida en 1937 por el arquitecto Paul Troost y que sirvió para albergar exposiciones de arte. Curiosamente la Casa del Arte Alemán continuó ejerciendo la misma función después de la guerra durante el resto del siglo XX y XXI.

Sede del Reichsbank:

Ubicación: Berlín (Alemania)
Historia: El arquitectó Heinrich Wolff dirigió su construcción para el Banco Alemán (Reichsbank), de hecho fue el primer edificio que ordenó construir Hitler. Al terminar la Segunda Guerra Mundial el edificio pasó a formar parte del Ministerio de Asuntos Exteriores.

Ministerio de la Luftwaffe:

Ubicación: Berlín (Alemania)
Historia: En el año 1936, Ernst Sagebiel finalizó la construcción del edificio más grande de Europa hasta ese momento: el Ministerio del Aire que utilizaba la Fuerza Aérea Alemana (Luftwaffe). Al igual que la Sede del Reichsbank, en la posguerra el edificio pasó a manos del Ministerio de Asuntos Exteriores.

Aeropuerto de Tempelhof:

Ubicación: Berlín (Alemania)
Historia: El mismo hombre que se encargó de construir el Ministerio del Aire, Ernst Sagebiel, finalizó la construcción del Aeropuerto de Tempelhof, obra que ya se había iniciado antes de la llegada de Hitler al poder. Sin embargo Sagebiel le añadió unas interminables y mastodónticas terminales que adoptaron todos los aeropuertos del mundo en el futuro.

Pabellón Alemán de la Exposición Mundial de París:

Ubicación: París (Francia)
Historia: Con motivo de la Exposición Mundial de París en 1937, Albert Spee decidió que el Pabellón Alemán fuera una de sus clásicas obras arquitectónicas gigantescas. Dentro del recinto de la exposición, en la capital francesa, se construyó una inmensa torre de 150 metros de altura con el águila nacionalsocialista alemana agarrando una esvástica entre sus garras, mientras que al pie de la majestuosidad posaban las esculturas de tres hombres musculosos desnudos para glorificar el cuerpo del ser humano. Curiosamente hubo un empate, Alemania ganó la medalla de oro junto a la Unión Soviética.

Casa Marrón:

Ubicación: Munich (Alemania)
Historia: Se construyó a las afueras de Munich antes de que Hitler llegara al poder, él en persona se la mandó edificar a su amigo arquitecto Paul Troost, por aquel entonces afiliado al mismo movimiento político. En 1931 Troost la terminó y se convirtió en sede para el Partido Nacional Socialista de los Trabajadores Alemanes (NSDAP) en Munich, por aquel entonces en lucha para salir elegidos en las elecciones. La Casa Marrón fue destruida en un bombardero durante la Segunda Guerra Mundial, no quedaron los restos.

Obras Arquitectónicas Inacabadas

Germania:

Ubicación: Berlín (Alemania)
Historia: Germania o también conocida como “Welthaupstadt”, fue el proyecto más ambicioso de Hitler y Speer, el cual si se hubiera llevado a cabo, Berlín se habría convertido en la ciudad más bella del mundo. Berlín tendría que remoldearse como una ciudad romana, con vía decumena (brazo Este-Oeste) y el cardo (brazo Norte-Sur), rodeando esta zona cuatro bulevares de circunvalación y un trazado en el centro de la ciudad de 4′ 8 kilómetros llamado Avenida del Esplendor envuelta por tres hileras de árboles y 400 farolas. El edificio principal sería el “Volkshalle” o Salón del Pueblo, una inmensa construcción con una cúpula de 250 metros de diámetro, la más alta del mundo que debería verse desde cualquier punto de la ciudad. Los otros dos edifcios carismáticos iban a ser la Nueva Cancillería, otro edificio inmenso; y el Arco de Triunfo más grande del mundo, superando en altura y tamaño dos veces al de París. La obra era difícil y faraónica, sobretodo porque partiría en dos el tráfico de la ciudad teniéndolo que desviar hacia las afueras, lo que supondría un auténtico caos para los coches. Hitler colocó la primera piedra de Germania en Junio de 1938, pero en 1942 se suspendió la obra para destinar los fondos a la producción bélica. La derrota del nacionalsocialismo mundial en 1945 impidió que el proyecto Germania se llevase a cabo.

La Nueva Linz:

Ubicación: Linz (Austria)
Historia: Linz era el lugar más próximo a Branau, localidad en la que Hitler había nacido. El 9 de Febrero de 1945, al final de la Segunda Guerra Mundial y dentro del búnker de Berlín, Hitler aprobó la obra del arquitecto Herman Giesler para remoldear la ciudad de Linz (y eso que estaba a punto de caer en manos soviéticas). Antes de la guerra el proyecto ya se había llevado a cabo, pues Giesler había construido un campanario de 150 metros de altura. Por tanto lo que iba a hacerse era ampliarlo para edificar un mueso con obras de arte, el cual albergara un salón de conciertos para 35.000 espectadores y el mausoleo a imitación del Panteón de Roma donde deseaba estar enterrado Hitler. El fin de la contienda acabó con este sueño.

 

Bibliografía:

Rafael Bladé, Edificar el Nazismo: La Arquitectura de Hitler, Revista Historia y Vida Nº479 (2008), p.98-103