82ª División Aerotransportada

 

Las fuerzas aerotransportadas y paracaidistas habían dado muy buenos resultados a los alemanes en la Guerra Relámpago (Blitzkrieg) para las invasiones de Dinamarca, Noruega, Holanda, Bélgica, Grécia y Creta. Estados Unidos miró con interés el valor táctico de una unidad militar de estas características. Fue entonces cuando Washington comprendió que era totalmente necesario una formación paracaidista para cuando entrasen en la Segunda Guerra Mundial. Así nació la 82ª División Aerotransportada.

Formación

La 82ª División de Infantería fue la escogida para reconvertirse en una nueva unidad, concretamente la primera paracaidista de Estados Unidos bajo el nombre de 82ª División Aerotransportada (82nd Airbone Division). El cambio se oficializó el 13 de Febrero de 1942, ya cuando los Estados Unidos habían entrado en la guerra tras el ataque de Japón a Pearl Harbor.

Escudo de la 82ª División Aerotransportada.

El 505º Regimiento fue el primero en crearse junto a su grupo de aviones para desplazamientos con C-47 Dakota del 325º Regimiento de Transportes; les seguirían el 504º, 507º, 508º y 509º Regimientos a lo largo del conflicto; también los 319th y 320th Batallones de Transporte de Artillería de Campaña; los 376th y 456th Batallones Paracaidistas de Artillería; luego los grupos menores como el 80th Batallón de Artillería Antiaérea, el 307th Batallón de Ingenieros, la 82ª Compañía Paracaidista de Intendencia o la 307ª Compañía Médica; por último estaban las tropas destinadas al Cuartel General de Mando Divisionario como la 82ª Compañía Aerotransportada de Señales, la 407ª Compañía Aerotransportada de Intendencia de Oficiales, la 782ª Compañía Aerotransportada de Intendencia de Ordenanzas, la Compañía de Guardia de Honor, la Compañía de Policía Militar (MP), la Banda de Música y una Compañía de Reconocimiento.

Pero la historia de la 82ª División no empezó, pues antes de convertirse en aerotransportada ya tenía vida propia, para eso hay que remontarse a la Primera Guerra Mundial dos décadas atrás. El nacimiento de la 82ª División de Infantería tuvo lugar el 5 de Marzo de 1917 en el Campo Gordon de Georgia. Se organizó como división el 25 de Marzo de ese año y se incluyó dentro del Ejército Nacional ante la necesidad de enviar tropas cuanto antes a Europa donde era necesario enfrentarse a Alemania y a los Imperios Centrales.

82ª División Aerotransportada (82nd US Airbone Division):
Mando Divisionario
325º Regimiento de Transportes
504º Regimiento Paracaidista
505º Regimiento Paracaidista
507º Regimiento Paracaidista
508º Regimiento Paracaidista
517º Regimiento Paracaidista
319th Batallón de Transportes de Artillería de Campaña
320th Batallón de Transportes de Artillería de Campaña
376th Batallón Paracaidista de Artillería de Campaña
456th Batallón Paracaidista de Artillería de Campaña
80th Batallón de Artillería Antiaérea
82ª Compañía Paracaidista de Intendencia
82 Cuerpo de Contra-Inteligencia
307th Batallón de Ingenieros
307ª Compañía Médica
82ª Compañía Aerotransportada de Señales
407ª Compañía Aerotransportada de Intendencia de Oficiales
782ª Compañía Aerotransportada de Intendencia de Ordenanzas
Compañía de la Guardia de Honor
Compañía de Policía Militar
Compañía de Reconocimiento
Banda de Música

Primera Guerra Mundial

Soldado Alvin Cullum York en una trichera de Francia en 1918 perteneciente a la 82ª División durante la Gran Guerra, lugar en el que consiguió la Medalla de Honor capturando 132 alemanes y matando a otros veinte. Fue uno de  los soldados estadounidenses más famosos de este conflicto.

La llegada de la 82ª División a Francia en Abril de 1918 no fue de lo más exitosa. Nada más pisar el suelo el Imperio Alemán lanzó una gran ofensiva sobre Francia que hizo que los ejércitos aliados, incluidos los americanos de la 82ª División, se tuvieran que retirar a las puertas del mismo París. Junto a la capital gala los estadounidenses resistieron la ofensiva alemana en la Segunda Batalla del Marne, lugar en el que los germanos fueron vencidos. A continuación la 82ª División se lanzó a la contraofensiva en los llamados “Cien Días”, período de persecución contra los alemanes a través de todo el noreste francés. Durante los “Cien Días” la “82ª División” se destacó notablemente, de hecho surgió uno de los mayores héroes norteamericanos de la Gran Guerra llamado Alvin Cullum York, el cual desalojó las posiciones alemanas en la vía de ferrocarril de Decauville durante la conquista por Chatel-Chehery matando a 20 alemanes y capturando a otros 132 prisioneros, por su actuación recibió la Medalla de Honor.

Ganándose la reputación en todas sus misiones la 82ª División de Infantería se cubrió de gloria venciendo en la Batalla de Saint Hihiel, en la ofensiva entre el Río Mosa, en la lucha por el Bosque de Argonne y finalmente en la invasión de la provincia alemana de Lorena.

Al finalizar la Primera Guerra Mundial, la 82ª División había sufrido la cifra de 7.546 bajas repartidas en 1.298 muertos y 6.248 heridos o mutilados.

Como ya no había guerra la 82ª División fue devuelta a los Estados Unidos y acantonada en el Campo Upton el 27 de Mayo de 1919 cerca de Nueva York, allí fueron licenciados la mayoría de sus miembros. A lo largo de los años 20 y 30 del siglo XX la división sólo tuvo un cuartel general de reservistas en Columbia, Carolina del Sur, a la espera de una nueva guerra. Esa oportunidad llegó en 1942, pero los soldados ya no serían ratas de trincheras, sino águilas que descenderían del cielo.

Campaña de Italia

Oficialmente la 82ª División Aerotransportada volvió al servicio activo el 25 de Marzo de 1942 después de activarse en el Campo Claiborne, Louisiana. Omar Nelson Bradley fue el comandante elegido para dirigir la división, el mítico hombre que más tarde llevaría al I Ejército Estadounidense en Normandía, pero en seguida fue sustituido por el que sería su jefe durante toda la guerra, el general Matthew Ridgway. Durante cuatro meses la división realizó un intensivo entrenamiento en Estados Unidos hasta que el 15 de Agosto de 1942 fue registrada en el Ejército Estadounidense (US Army) como la primera división aerotransportada.

Desde la Costa Este de América la 82ª División partió en barcos hacia Europa atrevesando las peligrosas aguas del Océano Atlántico plagadas de submarinos alemanes. Su primer destino fue el Norte de África en Abril de 1943, donde los paracaidistas se enteraron de que su primer salto en combate iba a ser Italia.

El 505º Regimiento Paracaidista de la 82ª División Aerotransportada fue el contingente militar en realizar el primer salto con paracaídas en una operación militar de la historia de Estados Unidos. Sucedió la noche del 9 al 10 de Julio de 1943 durante la invasión de Sicilia, bajo nombre de “Operación Husky”. El salto se efectuó bajo el fuego de la artillería antiaérea italiana que causó estragos. Al llegar al suelo los soldados lo hicieron en el sector de Ponte Olivo donde cortaron la carretera hacia la ciudad de Gela. En esa zona entre el 10 y el 14 de Julio, el 505º Regimiento detuvo una y otra vez clavando entre la carretera de Gela y Siracusa los contraataques de los italianos sufriendo considerables bajas. Finalmente el 14 de Julio fueron relevados por la 1ª División de Infantería “Big Red One” y pasaron a retaguardia para reorganizarse.

Paracaidistas del 505º Regimiento sobre un tanque Panzer alemán en Sicilia tras haberlo capturado.

Cuando empezó la invasión de la Italia Meridional, “Operación Avalanche”, la 82ª División Aerotransportada no había sido designada a participar en esta batalla. Sin embargo el VI Cuerpo Estadounidense en Salerno estaba siendo castigado de tal manera por los alemanes que la invasión estaba a punto de fracasar, así que suplicaron al general Ridgway que despegara desde Sicilia con aviones y acudiera en su socorro. La operación se planeó con sólo unas horas de antelación. La noche del 14 de Septiembre de 1943 decenas de aviones de carga C-47 Dakotas transportaron 1.300 paracaidistas de la 82ª División Aerotransportada que saltaron sobre la localidad de Paestum bajo los focos de los reflectores germanos. Al tocar tierra unos camiones del VI Cuerpo los esperaban, así que en un par de horas estuvieron en el frente. Cuando amaneció los alemanes lanzaron la mayor contraofensiva contra los americanos hasta la fecha, pero estos ya contaban con los paracaidistas y pudieron repelerlos, además de ayudar a destruir 30 tanques enemigos. Al día siguiente, el 15, llegaron 2.100 paracaidistas más de la 82ª División Aerotransportada y el 16 saltaron otros 600 sobre el Río Sele en donde tomaron una cabeza de puente. Después de eso los alemanes comprendieron que estaban derrotados y que era hora de retirarse. Los paracaidistas volvían a salir victoriosos.

Normandía

Después de su aventura en Italia la 82ª División Aerotransportada fue retirada a Inglaterra para realizar las prácticas en la futura invasión de Europa. Y es que la división había sido escogida para saltar sobre Normandía en la “Operación Neptuno”, exactamenete su zona de ataque se calificaría como “Misión Boston”.

Grupo de paracaidistas en una ciudad francesa de Normandía en medio de los “bocages”.

A las 1:20 horas del 6 de Junio de 1944 la 82ª División Aerotransportada llegó a Francia, esta vez a Normandía y en avión, después de 23 años desde que lo hiciera en la Primera Guerra Mundial. Los C-47 Dakota donde viajaban los integrantes de la división fueron castigados por un nutrido fuego antiaéreo que iluminó el cielo con relámpagos como si se tratara del Día del Juicio Final. Muchos fueron derribados con sus ocupantes dentro y el resto saltó de manera desordenada por toda la Península del Contentín. El mayor baño de sangre tuvo lugar en la aldea francesa de Saint Mère-Église, pues toda una sección entera del 505º Regimiento fue masacrada por los alemanes, muriendo muchos acribillados por las balas antes de llegar al suelo y otros rematados en él; de hecho hubo un sólo superviviente llamado John Steele que se quedó colgado con su paracaídas de un campanario hasta que las tropas de tierra lo rescataron por la mañana, en su honor después de la guerra se hizo un monumento en la fachada. Por otro lado los 507º y 508º Regimientos quedaron desperdigados por todos los bosques y pantanos normandos en donde cayeron. El 325º Regimiento de Transportes tampoco tuvo mucha suerte al tocar tierra a las 6:55 horas, varios de sus planeadores se accidentaron y tuvieron 100 heridos, aunque pudieron llevar 1.000 hombres, 20 cañones y 40 vehículos. A las 8:51 otra oleada de la 82ª División llegó transportando refuerzos, de nuevo fue un desastre, pues en el aterrizaje murieron 15 paracaidistas y otros 60 resultaron heridos. Al final del Día-D la 82ª División Aerotransportada contabilizó un total de 1.964 bajas con 156 muertos, 904 heridos y 756 desaparecidos, además de todo el mundo estar extraviado.

El 7 de Junio, Día D + 2, un contraataque alemán sorprendió al 508º Regimiento en Merderet. Durante tres días, hasta el 9 de Junio, el 508º Regimiento resistió los ataques germanos, se hizo con Chef-du-Pont y voló un puente sobre el Río Douve. Ese mismo día el 507º Regimiento conquistó Amfreville. Mientras tanto el 505º Regimiento estuvo intentando recolectar todas sus tropas desperdigadas por la Península del Contentín a la vez que frenaba a los alemanes una y otra vez en la zona de Saint Mère-Église y los “bocages”.

Al llegar Julio de 1944 la 82ª División Aerotransportada fue retirada a Inglaterra ante sus grandes pérdidas. En Normandía llegó a sufrir la elevada cifra de 4.480 bajas.

Holanda y Bélgica

La invasión de Holanda fue la siguiente gran misión de la 82ª División Aerotransportada. Con 482 aviones C-47 Dakota y 50 planeadores Horsa el 504º Regimiento inició la “Operación Market-Garden”. El salto al sur de Nijmegen se realizó sin problemas el 17 de Septiembre de 1944, sólo hubo dos C-47 Dakotas derribados, así que en seguida se hicieron con el puente de Grave, aunque los puentes del Canal de Maas-Waal fueron volados, por lo cual tuvieron que quedarse a esperar al XXX Cuerpo Británico que vendría en unos días a reelevarlos. Todo parecía ir bien, lo que no sabían los paracaidistas del 504º Regimiento es que el XXX Cuerpo Británico estaba muy retrasado por culpa de las cada vez mayores fuerzas alemanas. En poco tiempo el 504º Regimiento fue cercado por unidades Panzer de las Waffen-SS al otro lado del Río Rin en Nijmegen. La única solución viable fue cruzar el río en 26 botes de goma a remos para escapar, algo que fue una carnicería, pues desde la orilla los alemanes los ametrallaron y tiraron proyectiles; los que no murieron acribillados, se ahogaron en las corrientes. El cruce del Río Rin costó 200 vidas en unos cinco minutos a la 82ª División Aerotransportada. Después de eso en los días siguientes los paracaidistas lucharon por sobrevivir mientras los alemanes les empujaban expulsándolos de Holanda hacia Bélgica. Cuando los Aliados vieron que continuar era imposible tocaron la retirada y abandonaron Holanda que siguió en manos alemanas. La “Operación Market-Garden” fue un completo fracaso y la primera derrota militar para la 82ª División Aerotransportada.

Salto de la 82ª División Aerotransportada sobre Holanda en la “Operación Market-Garden”. Los aviones C-47 Dakota sobrevuelan los bosques de Nijemegen. En el suelo hay aterrizado un planeador Horsa.

No fue muy lejos la 82ª División tras el fracaso en Holanda, ya que el lugar para reorganizarse fue Bélgica. Todo parecía ir muy tranquilo en ese país hasta que el 16 de Diciembre de 1944 el Ejército Alemán (Wehrmacht) lanzó su gran ofensiva en las Ardenas. La sorpresa inicial fue demoledora y la 82ª División tuvo que retirarse hacia posiciones más retrasadas bajo una inmensa tormenta de nieve y hielo, aunque por suerte no fue cercada a diferencia de su hermana la 101ª División Aerotransportada que se quedó atrapada en Bastogne. Antes de ocurrir el desastre la 82ª División lanzó un contraataque el 20 de Diciembre hacia Saint Vith donde unidades americanas estaban asediadas, por el camino liberaron Monceu e hicieron que las fuerzas alemanas de la zona se retiraran al otro lado del Río Ambleve. Pero el éxito acabaría mal, pues los alemanes atacaron al 505º Regimiento en Trois Ponts el 22 de Diciembre haciendo que toda la división marchara en retirada. En los días siguientes la 82ª División fue derrotada en la lucha por Manhay y estableció una línea defensiva en el Río Salm al empezar el nuevo año 1945.

Los americanos comenzaron la contraofensiva en las Ardenas y la Línea Sigfrido al iniciarse 1945. Tras reorganizarse la 82ª División volvió a la lucha armada el 7 de Enero hacia Thier-du-Mont, batalla en la que contabilizó muchas bajas. La última acción en la denominada Batalla del Bulge tuvo lugar el 29 de Enero cuando la Compañía C del 508º Regimiento capturó Holzheim haciendo 80 prisioneros alemanes.

Invasión de Alemania

La invasión de Alemania sería la prueba definitiva de la 82ª División Aerotransportada. Al principio no empezó con buen pie, ya que fracasó en la carrera junto a la 9ª División de Infantería al intentar tomar la Presa de Schwammenauel, la cual se desbordó provocando la inundación de las tierras bajas del Rin. A pesar de todo el avance continuó por las tierras del Rin logrando la división cruzar el Río Roer el 17 de Febrero de 1945. Junto al ejército del general George Patton los paracaidistas siguieron atravesando Alemania como rayos, de hecho el general la llegó a calificar como “Protectora del Honor de América”. Después de que los americanos tomaran Colonia dejaron a la 82ª División Aerotransportada haciendo allí las tareas de ocupación, pero en Abril de 1945 fue llamada al Frente del Río Elba donde participaría en la batalla por Bleckede.

Tropas de la 82ª División Aerotransportada escoltadas por tanques Sherman entran en Alemania.

Al finalizar la Segunda Guerra Mundial la 82ª División Aerotransportada se encontraba en la localidad de Ludwisglust, allí aceptó la rendición de 150.000 tropas alemanas del XXI Ejército de la Wehrmacht y la entrega voluntaria del general Kurt Von Tippelskirch. Por si fuera poco tuvo el honor de ser una de las pocas divisiones que ocuparía Berlín junto al Ejército Rojo de la Unión Soviética entre Abril y Diciembre de 1945.

Guerra Fría

La historia de la 82ª División Aerotransportada después de la Segunda Guerra Mundial fue muy movidita. Sus integrantes jamás pensaron que tras regresar de Europa a bordo del transatlántico RMS Queen Mary y acantonarse en Nueva York, su aventura no acababa más que empezar.

Al principio estuvo inactiva casi dos décadas, de hecho fue la única división de élite que no participó en la Guerra de Corea. Veinte años más tarde de terminar la Segunda Guerra Mundial, la 82ª División Aerotransportada fue llamada a filas de nuevo para luchar en la Guerra Civil Dominicana contra los comunistas que querían hacerse con el poder. Dos años estuvieron con su presencia persuadiendo a los comunistas en la República Dominicana. Al regresar a casa en 1967 no tendrían descanso en las generaciones de soldados que pasarían por la división, en seguida serían enviados al Vietnam.

La Guerra de Vietnam en 1968 fue el siguiente destino y quizá una pesadilla para la 82ª División Aerotransportada. A los paracaidistas les cogió de sorpresa la Ofensiva del Tet en la que tuvieron grandes sustos y pérdidas. Después de eso hubieron de retirarse a Saigón y luchar largos meses en el Delta del Río Mekong enfrentándose a los vietnamitas entre la maleza, los insectos, el clima y las enfermedades de la jungla. Otra de las torturas por las que pasaron los soldados de la división fue la lucha en el borde de la frontera con Camboya, uno de los lugares más alejados y duros del Vietnam. Un total de 22 meses permaneció en la selva la 82ª División Aerotransportada sufriendo todo tipo de calamidades hasta que en 1970 volvió a Estados Unidos con 1.236 bajas, entre las que 227 fueron muertos y 1.009 heridos, además la guerra dejó secuelas psicológicas en un montón de soldados.

Bajando del helicóptero UH Huey los paracaidistas de la 82ª División Aerotransportada desembarcan en el Vietnam. Año 1968.

Para 1983 la 82ª División Aerotransportada lucharía contra el comunismo dentro de las campañas bélicas que llevaría Estados Unidos en el Mar del Caribe. Su primera acción fue la participación en la invasión de la Isla de Granada. En 1988 los paracaidistas realizarían acciones de mano en Honduras y Nicaragua contra los sandinistas de ideología marxista. Uno de los saltos más importantes de la 82ª División Aerotransportada después de la “Operación Market-Garden” en la Segunda Guerra Mundial fue el descenso sobre el Aeropuerto de Torrijos en Panamá para hacerse con la capital del país de mismo nombre, urbe con la cual se hicieron y además capturaron al Presidente de la nación Manuel Noriega. La ocupación militar en Panamá continuó hasta 1990, momento en el que se retiró a la división a un nuevo frente en el mundo: el del Islam en Oriente Medio.

Balcanes y Próximo Oriente

Después de que el Irak encabezado por Sadam Hussein invadiera Kuwait, la 82ª División Aerotransportada fue seleccionada como fuerza militar junto a las otras potencias de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) para expulsar a los irakís. La ofensiva se haría desde Arabia Saudita, lugar en el que se acantonó la 82ª División, concretamente en Aramco. El 17 de Febrero de 1991 comenzó la “Operación Tormenta del Desierto” para la 82ª Aerotransportada, la cual en sólo 100 horas capturó 2.721 soldados irakís y grandes cantidades de armas y municiones en Kuwait.

Finalizada la victoria contra Irak, la 82ª División regresó a América en 1992 para ayudar a sus compatriotas en Florida que había quedado arrasada por el huracán Andrew. De allí volvió a operar en el Caribe en 1994, esta vez en la campaña de Haití. Pero en seguida se la reclamó en Europa al empezar otra guerra.

Por tercera vez en su historia la 82ª División Aerotransportaba regresaba a Europa en 1995 después de dos guerras mundiales, esta vez por el conflicto en los Balcanes. Su misión fue desplegarse en Bosnia-Herzegovina para proteger el Río Sava de los ataques de musulmanes bosnios y milicias chetniks de Serbia. En 1999 fue trasladada un poco más al sur, concretamente en Kosovo donde serbios y kosovares se masacraban unos a otros.

Los atentados del 11 de Septiembre de 2001 en Nueva York por terroristas hicieron que la 82ª División Aerotransportada volviera a Estados Unidos como medida de protección nacional. Pero en seguida la empresa militar contra el fundamentalismo islámico emprendida por América colocó a la división en la invasión de Irak en 2003 y después en su posterior ocupación. Durante un año los paracaidistas combatieron contra la guerrilla irakí en un cruento conflicto. Cuando regresó a Estados Unidos en 2004 la división había sufrido 101 muertos en Irak.

Paracaidistas de la 82ª División Aerotransportada se lanzan en una gran ofensiva hacia la Cordillera del Prehimalaya en Afganistán contra los talibanes durante el año 2007.

Afganistán y la guerilla talibán fue el nuevo campo de batalla para la 82ª División Aerotransportada. A pesar de desplegarse en Afganistán, una de sus unidades se trasladó a Nueva Orleans en Estados Unidos para socorrer a los afectados por el huracán Katrina. Después de eso la división siguió luchando entre los riscos y desiertos afganos hasta 2007 cuando fue retirada. Afganistán costó a la 82ª División un total de 20 muertos en combate.

Por los cráteres lunares de la Primera Guerra Mundial, por los paisajes mediterráneos de Sicilia o Salerno, las frondosas selvas de Normandía, las amapolas de Holanda, los helados bosques de las Ardenas, las tierras húmedas del Rin o el Elba, el tropical paraíso del Caribe, la hostilidad de la jungla en Vietnam, el calor del desierto, las rocosas montañas de los Balcanes y la Cordillera del Prehimalaya en Afganistán; la 82ª División Aerotransportada estuvo siempre allí, su leyenda ya era inmortal.

 

Bibliografía:

http://en.wikipedia.org/wiki/82nd_Airborne_Division_(United_States)

http://www.bragg.army.mil/Organizations/82nd-Airborne-Division.aspx