37ª División SS de Caballería Húngara “Lützow”

A inicios de 1945 más de la mitad Hungría y la capital de Budapest habían sido ocupadas por el Ejército Rojo de la Unión Soviética. A pesar de esta situación crítica, el Gobierno de la Cruz Flechada al frente del Primer Ministro Ferenc Szálasi decidió continuar hasta el final su alianza con Alemania e impulsar en las últimas fases de la Segunda Guerra Mundial la creación de la 37ª División SS de Caballería Húngara “Lützow”.

Formación

Escudo oficial de la 37ª División SS de Caballería Húngara “Lützow”.

El 19 de Febrero de 1945 fue creada en Senz la 37ª División SS de Caballería Húngara “Lützow” al mando del coronel Waldemar Fegelein. Inicialmente los efectivos fueron reclutados en torno al Río Danubio junto a las localidades de Orth, Leopolsdorf y Gaensdorf para formar el 92º Regimiento SS de Caballería, aunque pronto se extrajeron combatientes de otras unidades extintas como de la 22ª División SS de Caballería Húngara “Maria Theresa” con la que se erigió el 37º Grupo SS de Artillería Pesada estructurado en una batería de 150 milímetros, cuatro de 105 milímetros, una con Flak 88 de 88 milímetros, una de piezas de 35 milímetros y otra de antiaéreos de 20 milímetros; así como de la División de Caballería Húngara “Hónved” con la que se levantaron los 24º y 93º Regimientos SS de Caballería, el 37º Escuadrón de Escolta, los 37th Batallones SS de Ingenieros, Reconocimiento, Campaña y Comunicaciones, y el 37º Grupo SS de Cazacarros equipado con tanques Hetzer 38. Respecto a la denomanción de “Lützow”, el nombre fue elegido en honor al general Ludwig Adolf Wilhelm Freiherr que durante las Guerras Napoleónicas dirigió a las “tropas negras” en la Guerra de Liberación de Hungría contra la Francia de Napoleón Bonaparte, por lo que él símbolo de la unidad fue una “L” gótica en su recuerdo.

37ª División SS de Caballería Lützow “37. SS Freiwilligen Kavallerie Division Lützow” (Standartenführer Karl Gesele):
-92º Regimiento SS de Caballería “SS-Freiwilligen-Kavallerie-Regiment 92” (Obersturmbannführer Waldemar Fegelin)
-93º Regimiento SS de Caballería “SS-Freiwilligen-Kavallerie-Regiment 93” (Obersturmbannführer Karl-Heinz Keitel)
-94º Regimiento SS de Caballería “SS-Freiwilligen-Kavallerie-Regiment 94” (Sturmbannführer Anton Ameiser)
-37º Grupo SS de Artillería Pesada “SS-Grosskampfbatterie 37” (Sturmbannführer Albert Scheuffele)
-37º Grupo SS de Cazacarros “SS-Panzerjäger-Abteilung 37” (Obersturmführer Rudolf Müller)
–37th Batallón SS de Ingenieros “SS-Pioner-Bataillon 37” (Oberturmführer Karl Von Wanka)
-37 th Batalón SS de Reconocimiento “SS-Aufklarungs-Abteilung 37” (Sturmbannführer Karl-Siegesmund Litzmann)
-37th Batallón SS de Campaña “SS-Feldersatz-Bataillon 37” (Sturmbanführer Ernst Imhoff)
-37º Escuadrón SS de Escolta “SS-Begleit-Squadron 37” (Obersturmführer Günther Temme)
-37th Batallón SS de Comunicaciones “SS-Nachrichten-Abteilung 37” (Obersturmführer Heinz Winkler)

La instrucción de la 37ª División SS de Caballería Húngara “Lützow” comenzó en Eslovaquia cuando los primeros 170 voluntarios fueron alojados a las afueras de Bratislava. Mientras tanto en Hungría, el Centro de Reclutamiento de las Divisiones de Caballería de las SS (Rekruten Depot der SS-Kavallerie-Divisionen) se encargó de trasladar al resto de efectivos a Austria para recibir su adiestramiento en diversos cuarteles de Viena y Marchfeld, además de reclutar una serie de alemanes étnicos “volksdeutsche” de territorio magiar que se integraron junto a los húngaros y de reunir todos los caballos supervivientes de la 22ª División SS de Caballería Húngara “Maria Theresa” destruida en la Batalla de Budapest, lo que permitió conformar una unidad compuesta por algo más de 5.000 hombres.

Operaciones

Oficialmente el bautismo de fuego de la 37ª División SS de Caballería Húngara “Lützow” lo protagonizó el 24º Regimiento SS de Caballería al mando del comandante Anton Ameiser que desplegado al norte de Hungría como parte del VIII Cuerpo Húngaro, entró en combate contra las tropas del Ejército Rojo a la altura de Grant. Simultáneamente y no muy lejos de dicha posición, fue estacionado el 92º Regimiento SS de Caballería en las inmediaciones de Znaim, donde resistió heroicamente las embestidas de los soldados rusos hasta que la línea de frente se estabilizó tras la llegada de refuerzos que incluyeron el 37º Grupo SS de Artillería Pesada y varios tanques Hetzer 38 adscritos al 37º Grupo SS Cazacarros. Sobre estos atrincheramientos los defensores de la 37ª División SS de Caballería Húngara “Lützow” rechazaron los asaltos del Ejército Rojo largas semanas hasta que a finales de Marzo la 1945 la superioridad enemiga fue tan manifiesta que tuvo que emprender la retirada hacia Znojmo y posteriormente abandonar Hungría a través de Gutenstein para refugiarse en Austria.

El 4 de Abril de 1945 la 37ª División SS de Caballería Húngara “Lützow” participó en la defensa de Austria a lo largo de una serie choques contra el Ejército Rojo en Wiener Neustadt y durante los días siguientes en Neunkirchen, Terwitz, Stixenstei y Windischgarsten. A pesar de que la contienda ya estaba perdida desde hacía tiempo, los voluntarios húngaros que eran jóvenes en su mayoría se sentían muy motivados y por ello organizaron un contraataque suicida hacia las localidades de Unter-Hoeflein, Johannam-Steinfelde, Willendorf y Bad Fischau que aunque acabó en un completo fracaso, demostró que los miembros de la unidad poseían un espíritu de sacrifico fuera de lo habitual y un valor incalculable.

Jinetes y monturas de la 37ª División SS de Caballería Húngara “Lützow”.

La Sierra de Schneeberg fue la siguiente línea defensiva en Austria que protegió la 37ª División SS de Caballería Húngara “Lützow” estableciendo su cuartel general en Gruenbach y sus 3.500 hombres en una cadena montañosa de difícil acceso con amplios bosques y riscos en torno a Puchberg. Sobre esta posición los húngaros resistieron una semana hasta que tuvieron que replegarse hacia la Sierra de Schwarzau y combatir durante la retirada en Sieding, Huetberg-Kloster Taler y Gscheid-Sparbachter Hütte. Afortunadamente a finales de Abril de 1945, la 37ª División SS de Caballería Húngara “Lützow” fue abastecida con equipo y munición en Sisak, antes de cruzar la frontera con Checoslovaquia para enfrentarse al Ejército Rojo en Pisek, Tabor y Zwettl.

A inicios de Mayo de 1945, la 37ª División SS de Caballería Húngara “Lützow” prosiguió la lucha contra el Ejército Rojo sobre Checoslovaquia, manteniendo fieros combates en Aegyd y resistiendo heroicamente varios asaltos en la Cota 1.056. Al cabo de una semana, el 8 de Mayo, el 37º Grupo SS Cazacarros y el 37th Batallón SS de Reconocimiento organizaron un exitoso contraataque con el que se reconquistaron las ciudades de Sieding y Stixenstein, aunque a las pocas horas las tropas soviéticas recibieron refuerzos y volvieron a retormar las dos plazas expulsando a los húngaros.

El 9 de Mayo de 1945 un grupo de 280 jinetes y 70 caballos de la 37ª División SS de Caballería Húngara “Lützow” al mando del oficial Karl Gesele, combatieron durante la Batalla de Praga tanto contra las vanguardias del Ejército Rojo como contra la Resistencia Checa. A pesar de que muchos escaparon tras regalar sus monturas a granjeros checos, otros cayeron prisioneros de los soviéticos para ser ejecutados o deportados a los gulags de Siberia. Mientras tanto el grueso de la 37ª División SS de Caballería Húngara “Lützow” que acababa de abrir negociaciones secretas con Estados Unidos, pudo escapar hacia el oeste de Austria con la mayor parte de sus caballos, motocicletas y tanques Hetzer 38, aunque sin dejar de pelear contra las patrullas del Ejército Rojo en localidades como Schwarzau y Wildalpen.

Finalmente el 12 de Mayo de 1945, los últimos 180 supervivientes de la 37ª División SS de Caballería Húngara “Lützow” se rindieron al Ejército Estadounidense en Windischgarsten, salvo excepción del 37º Grupo SS de Artillería procedente de Linz que capituló en Freistadt. Al día siguiente, el 13 de Mayo, los voluntarios fueron alojados en los campos de prisioneros de Mauerkirchen y Altheim, aunque todos los cautivos de este último organizaron una fuga masiva con la escaparon hacia su patria (sólo unos pocos serían capturados vestidos de paisano).

Terminada la Segunda Guerra Mundial en 1945, el Ejército Estadounidense fue liberando en grupos de tres soldados diarios a los ex-combatientes de la 37ª División SS de Caballería Húngara “Lützow”, con excepción de los oficiales que serían devueltos a casa en 1946. Aunque la mayoría regresó a su patria, un buen puñado tuvo que exiliarse en los Estados Unidos tras la triunfo del comunismo, por lo menos hasta la caída del sistema socialista y la completa independencia de Hungría en 1989.

 

Bibliografía:

-Rodrigo Muñoz y Cabrera, 37 SS Freiwilligen Kavallerie Division “Lutzow”, Revista Serga Nº63 (2010) p.34-44
-Chris Bishop, Divisiones Waffen-SS. “37.Division SS Freiwilligen Kavallerie Lutzow”, Libsa (2009), p.184