30ª División SS de Granaderos Bielorrusa

 

Muchas fueron las unidades eslavas que sirvieron en el ejército multinacional de las Waffen-SS durante la Segunda Guerra Mundial. Una de estas fue la 30ª División SS de Granaderos Bielorrusa que a diferencia de otras similares, no centró su atención en el Frente Oriental contra la Unión Soviética, sino más bien en el Frente Occidental contra los Aliados.

Emblema de la 30ª División SS de Granaderos Bielorrusa.

Al producirse la “Operación Bragation” en el verano de 1944 que terminó con la ocupación de Bielorrusia por parte del Ejército Rojo, muchos bielorrusos marcharon al exilio acompañando al Ejército Alemán (Wehrmacht) en retirada ante el temor de represalias por colaboracionismo por parte de la Unión Soviético. Así fue como numerosas fuerzas de seguridad que habían cooperado con los alemanes, mayoritariamente de la Guardia Nacional Bielorrusa y en menor medida de la Policía Auxiliar Bielorrusa y la Milicia de los “Gatos Negros”, se refugiaron en Alemania para fusionarse en una sola agrupación dentro del ejército internacional de las Waffen-SS bajo el nombre de 30ª División SS de Granaderos Bielorrusa “Weissruthenische”.

Formada por 11.600 efectivos, la 30ª División SS de Granaderos Bielorrusa fue dada de alta el 1 de Agosto de 1944, estando integrada por un 80% de bielorrusos, un 10% de ucranianos y un 10% de rusos, georgianos, armenios, tártaros y alemanes. Al mando del general Hans Siegling, las unidades de la división se componían de los 75º, 76º y 77º Regimientos SS de Granaderos, el 30º SS Regimiento de Artillería, el Regimiento SS de Instrucción y Reemplazo, el 30th Batallón SS de Reconocimiento y Campaña, y las Compañías SS de Ingenieros y Transmisiones. Su símbolo como división fue la doble cruz en honor al territorio bielorruso que en el siglo XIV perteneció al Gran Ducado de Lituania.

30ª División SS de Granaderos Bielorrusa (30-Waffen-SS-Grenadier-Division der SS “Weissruthenische”):
75º Regimiento SS de Granaderos (Waffen-Grenadier-Regiment der SS 75)
76º Regimiento SS de Granaderos (Waffen-Grenadier-Regiment der SS 76)
77º Regimiento SS de Granaderos (Waffen-Grenadier-Regiment der SS 77)
30º Regimiento SS de Artillería (Waffen-Artillerie-Regiment der SS 30)
30th Batallón SS de Reconocimiento (SS-Aufklaärungs-Abteilung 30)
Compañía SS de Ingenieros (SS-Pionier-Kompanie)
Compañía SS de Transmisiones (SS-Nachrichten-Kompanie)
Batallón SS de Campaña (SS-Feldersatz-Bataillon)
Regimiento SS de Reemplazo e Instrucción (SS-Divisions-Versorgungs-Regiment)

Inicialmente la 30ª División SS de Granaderos Bielorrusa fue enviada al Frente Occidental de Francia y desplegada el 20 de Agosto de 1944 en torno a un área de 30 kilómetros sobre el Franco Condado que abarcaba las ciudades de Vesoul, Belfort y Camp du Valdahon. Durante su estancia en dicha zona, los bielorrusos se distinguieron luchando contra los guerrilleros de las Fuerzas Francesas del Interior (FFI) causándoles serias bajas y numerosos prisioneros a lo largo de la línea de ferrocarril hacia Estrasburgo

Repentinamente y contra todo pronóstico, el 27 de Agosto de 1944 un total de 1.200 ucranianos de la 30ª División SS de Granaderos Bielorrusa que lideraba el oficial León Hloba se amotinaron contra los alemanes primeramente a la altura de Noidans-le-Ferroux y posteriormente en Camp du Valdahon. Todo sucedió cuando el cabecilla de la rebelión disparó una bengala y los ucranianos se abalanzaron sobre los alemanes matando a 95 de estos, entre los que hubo 25 oficiales y 70 suboficiales, además de robarles 4 cañones de 45 milímetros, 38 morteros, 29 ametralladoras y numerosos fusiles, subfusiles, cajas de munición y caballos de carga. Acto seguido se unieron a las Fuerzas Francesas del Interior bajo la nueva denominación de Batallón Ucraniano “Iván Bohun” y aceptaron ponerse al mando de los dos oficiales estadounidenses Walter Booth y Walter Kuzmuk que saltaron en paracaídas para unirse a ellos. Desde entonces combatieron a los alemanes y colaboracionistas de la 30ª División SS de Granaderos Bielorrusa sobre el Franco Condado, destacando especialmente en la conquista de Confracourt y la Cota 736. Gracias a esta ayuda prestada a los Aliados, Francia se negó a extraditar a la Unión Soviética a todos aquellos combatientes ucranianos a sabiendas de que serían ejecutados por el estalinismo, por lo que como solución los encuadraron con falsas identidades dentro de la Legión Extranjera Francesa.

A raíz de la rebelión dentro de la 30ª División SS de Granaderos Bielorrusa, el general Walther Model llegó a decir: “Bandas de soldados de la 30. SS-Panzer Grenadier Division han asesinado a oficiales alemanes, la unidad no merece confianza alguna; debe ser desarmada y sus hombres enviados de inmediato al Reich para ser reasignados a grupos de trabajo”. Fue ante tales advertencias como se expulsaron a 2.300 soldados sospechosos de amotinamiento y las filas de la división reducidas a 5.500 efectivos antes de ser nuevamente enviada al Frente Occidental como parte del Grupo de Ejércitos G.

Sobre un área cargada de bosques, pantanos y una estrecha carretera situada en el corazón de Alsacia, la 30ª División SS de Granaderos Bielorrusa fue desplegada detrás del Río Largue para en colaboración con la 198ª División de Infantería Alemana desencadenar una ofensiva contra el Ejército Francés al atardecer del 19 de Noviembre de 1944. Partiendo en dos alas los bielorrusos arrollaron inicialmente a los defensores franceses en el sector meridional tomando los pueblos de Brebotte, Vellescot y Suarce el día 20; mientras que en el sector oriental penetraron 2 kilómetros y ocuparon Seppois-le-Bas. Sin embargo el Ejército Francés protagonizó un fuerte contraataque con tanques que detuvo el avance bielorruso en Altkirch y a continuación recuperó la localidad de Seppois-le-Bas la jornada del 21. A partir de entonces franceses y bielorrusos combatirían intensamente a las afueras de Seppois-le-Bas, aunque estos últimos tuvieron que replegarse el día 23 a un pueblo llamado Huningue muy próximo a la frontera con Suiza, donde resistió casi un mes hasta Diciembre de 1944. Hasta entonces la 30ª División SS de Granaderos Bielorrusa había sufrido 1.100 bajas pero había causado a los franceses pérdidas mucho mayores, incluyendo la destrucción de 6 tanques enemigos.

A inicios de 1945 la 30ª División SS de Granaderos Bielorrusa fue traslada a Alemania y ubicada en el campo de instrucción de Granfenwörh. No obstante el 10 de Enero la unidad fue disuelta y la mayor parte de los bielorrusos integrados en el Ejército de Liberación Ruso del general Andrei Vlasov que colaboraba con los alemanes. Por suerte para los independentistas más fanáticos se constituyó la Brigada SS de Granaderos Bielorrusa el 9 de Marzo de 1945 que apenas llegó a entrar en combate porque la mayor parte de sus efectivos se rindió en Regensburg al III Ejército Estadounidense, cuyos prisioneros viajaron a Estados Unidos y obtuvieron en muchos casos la nacionalidad estadounidense. No muchos tendrían la oportunidad de ver la independencia de su amada Bielorrusia en 1991.

 

Bibliografía:

Redacción de Serga, 30.Waffen-Grenadier-Division der SS [Russische Nr.2], Revista Serga Nº98 (2015), p.36-40
Chris Bishop, Divisiones Waffen-SS. “30ª División SS Waffen Grenadier”, Libsa (2009), p.178