Shturmovik II-2

 

Nombre: Shturmovik II-2
Tipo: Bombardero en picado
Nacionalidad: Unión Soviética
Compañía: Ilyushin
Motor: Uno. Motor Mikulin Am-38F a 1.720 CV
Dimensiones: Enverdadura= 14′ 6 m. Longitud= 11′ 65 m. Altura= 4′ 17 m
Peso: Cargado= 6.360 kg. Vacío= 4.525 kg
Velocidad: Velocidad máxima= 410 km/h. Trepada inicial= 416 m/min
Alcance: 765 km
Techo de servicio: 6.000 m
Armamento: Dos cañones de 23 mm y una ametralladora de 12′ 7 mm, ocho cohetes, dos bombas de 250 kg o 192 bombetas PTAB de 2′ 5 kg
Primer vuelo: 12 de Octubre de 1940
Historia:

Ningún avión antitanque tenía la Unión Soviética en la década de los 30 del siglo XX cuando los vientos de guerra empezaban a soplar sobre Europa. Durante algunos años la Oficina Central de Diseño Soviético (TskB) estuvo presionando a las empresas nacionales de aeronáutica para la construcción de un bombardero cazacarros del que salieron varios proyectos que en nada gustaron a los mandos del Ejército Rojo. Fue el ingeniero Sergei Ilyushin el que en 1938 elaboró un aparato llamado BSh-2 que por fin cautivó a las autoriades soviéticas. Este prototipo que irónicamente se bautizó como “Bronirovanni Shturmovik (Avión de Ataque Blindado)”, pasaría a la Historia por convertirse en el bombardero en picado Shturmovik Il-2.

Shturmovik II-2.

Blindado era el adjetivo con el que podía calificarse al Shturmovik Il-2. Este monoplano biplaza de dos alas muy ligeramente diseñadas en forma de gaviota invertida se encontraba completamente acorazado contra proyectiles por debajo de los 20 milímetros al disponer de un blindaje que recubría la cabina del piloto, el motor, los tanques de combustible, el sistema de refrigeración y las bodegas de bombas, aunque dejaba desprotegido el asiento del copiloto que tenía unas posibilidades de morir siete veces mayor que su compañero. El único problema de este gran blindaje era que reducía mucho la velocidad y la automía del Shturmovik Il-2, algo que no podía solucionar con su motor de hélice tripala Mikulin Am-38F a 1.720 caballos de vapor que le hacía ser fácilmente interceptable a los cazas enemigos. Por suerte estos inconvenientes se compensaban tanto a nivel defensivo como ofensivo porque el Shturmovik Il-2 se encontraba armado hasta los dientes con posibilidad de equiparse con dos cañones de 23 milímetros, una ametralladora para el copiloto de 12’7 milímetros, lanzagranadas DAG-10, dos bombas de 250 kilogramos o 192 bombetas antitanque PTAB de 2’5 kilogramos.

Aproximadamente se construyeron 36.183 Shturmovik Il-2 desde que el 12 de Octubre de 1940 efectuara su primer vuelo. No hubo muchas variantes, las más destacadas fueron el Shturmovik Il-2 TsKB-57P armado con cañones ShVAK de 20 milímetros, el Shturmovik Il-2 NS-37 con un nuevo arsenal de 6 bombas de 100 kilogramos, el Shturmovik Il-2T equipado con un torpedo antibuque, el Shturmovik Il-2m3 que suprimía la cabina del copiloto, el Shturmovik Il-2I como versión de caza blindado y el Shturmovik Il-2U con función de entrenamiento.

Ataque en picado con cohetes de los Shturmovik II-2.

Cuando se produjo la invasión de Alemania a la Unión Soviética el 22 de Junio de 1941, los 249 primeros Shturmovik Il-2 acababan de llegar a las escuadrillas de la Flota Aérea Roja ese mismo mes, por lo que se vieron sorprendidos ante la superior Fuerza Aérea Alemana (Luftwaffe) y la mayoría resultaron destruidos en sus aeródromos o abatidos en el aire sin tener apenas oportunidad de combatir. Por si fuera poco las industrias del Shturmovik Il-2 se encontraban tan cerca del frente, que se hubo de suspender durante dos meses su producción para trasladar todas las cadenas de montaje a los Montes Urales. Retrasada la construcción de los Shturmovik Il-2, estos aviones no empezaron a llegar al frente de manera considerable hasta mediados de 1942. La sorpresa sin duda la dieron durante la Batalla de Stalingrado el 19 de Noviembre de 1942, cuando grandes formaciones de centenares de Shturmovik Il-2 se sumaron a la ofensiva contra las posiciones alemanes y rumanas en el Río Volga, logrando en solo 24 horas el control absoluto del cielo.

Probablemente la mejor actuación del Shturmovik Il-2 tuvo lugar durante la Batalla de Kursk entre el 5 y 16 de Julio de 1943. A pesar de que en las primeras horas de la batalla muchos Shturmovik Il-2 sufrieron bajas en los aeródromos a manos de los aviones alemanes, pronto se recobraron y atacaron a la 9ª División Panzer a la que destruyeron 70 de sus tanques, además de dejar fuera de combate a 17ª División Panzer. Pero sin duda el mayor éxito de los Shturmovik Il-2 fue atacar a la 3ª División Panzer a la que destruyeron 270 de sus tanques y mataron a 2.000 soldados.

Escuadrón de Shturmovik II-2 sobre una ciudad.

Varias fueron las maniobras en el aire que convirtieron al Shturmovik Il-2 en el avión más destructor a nivel táctico de la Segunda Guerra Mundial después del Stuka Junkers Ju-87 alemán. Normalmente los Shturmovik Il-2 cazaban tanques formando un círculo encima del objetivo objetivo y uno a uno se iban descolgando en picado soltando sus bombas y cohetes sobre los blindados enemigos. Otra táctica utilizada contra los tanques cuando marchaban en columna era seguir su recorrido o zigzaguear lanzando a 100 metros racimos de 192 bombetas anticarro PTAB que resultaban esparcidas por toda la formación del oponente. Contra búnkers y nidos de ametralladoras los Shtumovik Il-2 hacían picados normales; mientras que contra vehículos convencionales y concentraciones de tropas los aviones volaban en grupos de ocho a doce aparatos disparando a 5 metros a ras del suelo.

Durante el resto de la Segunda Guerra Mundial en Europa los Shturmovik Il-2 se comportaron como auténticos cazadores de tanques, vehículos y piezas de artillería a lo largo de las campañas en Ucrania, en la “Operación Bragation” contra Bielorrúsia, en la invasión de Rumanía y Hungría, en el ataque a Carelia y los países bálticos, en la ofensiva de Prusia Oriental y en el asedio de Berlín. El mejor piloto que gestó el Shturmovik Il-2 fue el armenio Nelson Stepanyan que destruyó 80 tanques, 600 vehículos y derribó 27 aviones a lo largo de 239 misiones hasta que su aparato fue derribado y él resulto muerto por el disparo de un barco alemán en Letonia.

Otros países que en la Segunda Guerra Mundial utilizaron los Shturmovik Il-2 fue la Yugoslavia Comunista de Josip Tito contra Croacia y la Mongolia Exterior contra la Mongolia Interior. Pero antes de que acabara el conflicto, todavía la URSS lograría un triunfo inigualable con los Shturmovik Il-2 en invasión de Manchuria y las Islas Kuriles en manos de Japón durante la “Operación Tormenta de Agosto” en el verano de 1945, en la cual estos aparatos protagonizaron una auténtica cacería de tanques, vehículos y posiciones defensivas japonesas y manchús a los que provocaron miles de bajas.

Pintura que muestra dos Shturmovik II-2 bombardeando con cohetes una columna de vehículos alemana en el Frente del Este.

Finalizada la Segunda Guerra Mundial los Shturmovik Il-2 permanecieron al servicio de la URSS hasta 1950. Numerosos países del Pacto de Varsovia como Polonia, Checoslovaquia, Hungría y Bulgaria incluyeron este avión para realizar tareas de seguridad. Por último Corea del Norte adquirió algunos Shturmovik Il-2 que utilizó durante la Guerra de Corea de 1950 a 1953 para bombardear objetivos de Estados Unidos y las Naciones Unidas en Corea del Sur.

Sin duda alguna el Shturmovik Il-2 puede considerarse uno de los mejores aviones de la Segunda Guerra Mundial. Solamente por detrás del Stuka alemán en su capacidad destructora a nivel táctico, el Shturmovik Il-2 fue el segundo avión más letal del conflicto que sin duda escribió una página inolvidable en la Historia de la Aviación.

 

Bibliografía:

Francis Crosby, Bombarderos. Guía Ilustrada de la A a la Z, “Ilushyn Il-2 Shturmovik”, Tikal (2010), p.112-113
http://en.wikipedia.org/wiki/Ilyushin_Il-2