P-38 Lightning

Nombre: P-38 Lightning
Tipo: Caza
Nacionalidad: Estados Unidos
Compañía: Lockhed Aircraft Company
Motor: Dos. Allison V-1710 de 12 cilindros en línea a 1.425 CV
Dimensiones: Envergadura= 15′ 85 m. Longitud= 11′ 53 m. Altura= 3 m
Peso: Cargado= 9.800 kg. Vacío= 5.806 kg
Velocidad: Velocidad máxima= 665 km/h. Trepada inicial= 870 m/min
Alcance: 724 km
Techo de servicio: 13.400 m
Armamento: Cuatro ametralladoras Colt Browning de 12′ 7 mm y un cañón Hispano M2 de 20 mm
Primer vuelo: 27 de Enero de 1939
Historia:

El caza P-38 Lightning fue uno de los aviones más extraños por su forma y calidad en la lucha que sirvió junto a los Aliados entre 1942 y 1945. Famoso por disponer de dos fuselajes que le aportaban una excelente aerodinámica y por tanto una increíble velocidad en el combate, se convirtió en el “as” de todos los aparatos desplegados por Estados Unidos en la Segunda Guerra Mundial.

Caza P-38 Ligtning norteamericano volando sobre Europa.

Los aviones de doble fuselaje eran unos ejemplares muy extraños durante la “Era de Entreguerras” cuando la Compañía Lockheed en 1934 fabricó un aparato bautizado como Lockheed L10 Electra. Al partir de este prototipo, en 1937 el ingeniero Clarence Johnson decidió ampliar el desarrollo del proyecto para reconvertir a dicho modelo en un poderoso caza interceptor para el Cuerpo Aéreo Estadounidense (US Army Corps). Así fue como los técnicos de la Lockhed Aircraft Company comenzaron a trabajar hasta crear un caza bimotor con una góndola prolongada en ambos fuselajes (estando cada uno unido a la parte delantera con la cabina y las alas, y a la trasera por dos timones de cola a lo largo de un estabilizador que incluía unos contrapesos llamados “masas de balanceo”). Curiosamente los dos motores se alojaban en la sección frontal de sendos fuselajes en forma de plantas motrices Allison V-1710 de 12 cilindros en línea a 1.425 caballos de vapor accionados por una hélice tripala metálica Curtis-Electric, disponiendo cada carenado de una toma de aire para refrigerar los carburadores y un turbocompresor General Electric B33 con unos radiadores en sus laterales dotados de aletas para regular el flujo del gases. De igual manera, el aparato presentaba otras características destacables como una cabina de cristal plano y mate que eliminaba los reflejos solares, dos timones de cola en los que sobresalía una prominencia bajo la superficie para amortiguar los golpes en los aterrizajes, y unos trenes de contacto junto a los carenados de los motores y en la parte frontal del aparato bajo la cabina. Respecto al armamento, su poderoso arsenal consistía en cuatro ametralladoras Colt Browning de 12’7 milímetros y un cañón Hispano M2 de 20 milímetros ubicados en el morro para tener más potencia de fuego. Desgraciadamente, alguno de los escasos inconvenientes del avión, fueron los instantes en que el piloto tenía que saltar en paracaídas porque debía hacerlo cuando el bimotor estuviese boca abajo para evitar golpearse con el estabilizador trasero (lo costó la pérdida de más de una a los aviadores).

Bautizado como “Lightning” o “Relámpago”, el P-38 Lightning realizó su primer vuelo el 27 de Enero de 1939 con muy buenos resultados, siendo desde entonces fabricado en serie hasta alcanzar la cifra total de 9.942 unidades que entraron al servicio de Estados Unidos, así como de otros países del bando de los Aliados como Gran Bretaña, Francia, Australia, China, e incluso de naciones neutrales como Portugal y Honduras. De todos estos ejemplares, las versiones diseñadas fueron el P-38E equipado con un cañón Hispano de 20 milímetros, el XP-38A con una cabina presurizada, P-38F con soportes subalares para bombas, el P-38L como avión de entrenamiento biplaza, el P-38G con un motor Allison F-10 alimentado por depósitos extra de combustible, el P-38M reconvertido en caza nocturno, el Lockheed F-5 con cámaras para el reconocimiento fotográfico, el P-38J con tomas frontales de aire para su carburador y frenos en picado, y el P-28J “Droop-Snoot” adaptado como bombardero.

P-38 Lightning siendo revisado por un mecánico en el teatro de operaciones del Pacífico Sur, concretamente en Nueva Guinea.

Oficialmente el 14 de Agosto de 1942, un solitario P-38 Lightning localizó sobre Islandia a un cuatrimotor alemán Focke Wulf Fw 200 Cóndor, al que atacó poniéndose tras su cola y disparó ráfagas de ametralladora hasta que el avión cayó y se estrelló contra la superficie (curiosamente aquel fue la primera victoria de Estados Unidos contra un aparato de la Alemania Nacionalsocialista en la Segunda Guerra Mundial). Hasta tres meses más tarde, en Noviembre de 1942, los P-38 Lightning no comenzaron a iniciar sus misiones sobre Europa y también sobre el Norte de África, destruyendo en Argelia hasta un total de once transportes italianos Savoia SM-81, así como un bombardero alemán Junkers Ju 88. Curiosamente y a pesar de que en el corredor aéreo situado entre Túnez, Sicilia y el sur de Italia, los P-38 Lightning abatieron más de 100 aviones del Eje, entre ellos numerosos transportes Junkers Ju 52, este aparato de doble fuselaje también sufrió pérdidas muy elevadas a manos de los cazas italianos Macchi MC.202 Folgore y alemanes Messerschmitt Bf 109 y Focke Wulf Fw 190.

Mientras tanto sobre el Océano Pacífico, los P-38 Lightning operaron desde Nueva Guinea atacando objetivos en las Islas Salomón, Rabaul o Nueva Bretaña, siendo los primeros aviones en conseguir evadirse de los cazas japoneses Zero. De hecho y para superar a estos últimos, los P-38 Lightning inventaron la táctica “Hit and Run” consistente en caer abriendo fuego sobre los cazas enemigos antes de intentar escapar ascendiendo con rapidez en vertical. Gracias a esta estratagema, el 18 de Abril de 1943 un escuadrón de dieciséis P-38 Lightning interceptó en Bougnaiville al bombardero japonés Mitsubishi G4M en donde viajaba el almirante Isoroku Yamamoto, contra el cual se lanzaron dentro del marco de la “Operación Venganza” hasta que el bimotor pilotado por el teniente Rex Barber consiguió que el avión nipón se estrellase en las selvas de Ballae y muriese toda la tripulación (a costa de perderse tan sólo un P-38 Lightning), lo que muy posiblemente cambió el curso de la Guerra del Pacífico.

A partir de Julio de 1943, los P-38 Lightning comenzaron a proporcionar escolta a los bombarderos norteamericanos B-17 y B-24 Liberator durante sus incursiones sobre Europa Occidental y el Tercer Reich, derribando hasta el otoño un total de 23 aviones de la Fuerza Aérea Alemana (Luftwaffe) a costa de 17 pérdidas propias. A lo largo de estas misiones se distinguieron en los ataques contra el complejo industrial de Steyr en Austria y en el raid sobre las refinerías de Ploiesti en Rumanía, enfrentándose en esta última con éxito a los cazas rumanos IAR-80. Al año siguiente, en 1944, los P-38 Lightning fotografiaron las Playas “Utah”, “Omaha”, “Gold”, “Juno” y “Sword”, donde el 6 de Junio de 1944 se produciría el desembarco de Normandía, en el que también estos mismos bimotores participaron apoyando desde el aire a las tropas de invasión. Acto seguido, los escuadrones de P-38 Lightning ayudaron al Ejército Estodounidense a reconquistar Francia, a debilitar a los soldados del Eje sobre la “Línea Gótica” en Italia, a hostigar al Ejército Imperial Japonés en las selvas de Birmania y Filipinas, y a cubrir la retirada de los Aliados durante la fallida “Operación Market-Garden” en Holanda. También a los mandos de este avión estuvo el escritor francés Antonie de Saint-Exupéry, autor de El Principito, que fue abatido y muerto por un caza alemán Messerschmitt BF 109 pilotado por Horst Ripper el 31 de Julio de 1944 sobre el Mar Mediterráneo. Curiosamente hasta finales de ese año, las victorias de los P-38 Lightning alcanzaron los 400 aviones enemigos derribados, antes de que a inicios de 1945 fueran utilizados como cazabombarderos contra la capital de Berlín y también contra diversos aeródromos de Alemania, destacando especialmente en la destrucción de las instalaciones militares de Gotha.

Hermosa vista de un P-38 Lightning sobre el mar con el precioso efecto de los rayos del Sol.

Terminada la Segunda Guerra Mundial en 1945, el P-38 Lightning continuó al servicio de Estados Unidos hasta 1949 y de Honduras hasta 1965. Hasta ese instante el cazabombardero había alcanzado una gran cantidad de récords resumidos del siguiente modo: había sido el primer aparato estadounidense en derribar un avión alemán, el caza que aportó mayor cantidad de pilotos con el título de “ases”, el que abatió más aeroplanos alemanes en el Frente Occidental, el que mató al almirante japonés Isoroku Yamamoto y el que generó la leyenda de la desaparición del escritor francés Antonie de Saint-Exupéry.

 

Bibliografía:

-Editores de Altaya, Aviones de Combate de la Segunda Guerra Mundial. “P-38 Lightning: el Relámpago”, Altaya (2004), p.19-20
-Editores de Altaya, Aviones de Combate de la Segunda Guerra Mundial. “El caza aliado con más aviones aliados”, Altaya (2004), p.37-40
-Editores de S.A.R.P.E., Crónica Política y Militar de la Segunda Guerra Mundial. “Lockheed P-38 Lightning”, S.A.R.P.E. (1978), p.986-987
-http://en.wikipedia.org/wiki/P-38_Lightning