Fiat B.R.20 Cicogna

 

Nombre: Fiat B.R.20 Cicogna
Tipo: Bombardero
Nacionalidad: Italia
Compañía: Bombardamento Rosatelli
Motor: Dos. Motor Fiat A.80 de 18 cilindros a 1.000 CV
Dimensiones: Enverdadura= 21′ 56 m. Longitud= 16′ 68 m. Altura= 4′ 75 m
Peso: Cargado= 10.340 kg. Vacío= 6.500 kg
Velocidad: Velocidad máxima= 440 km/h. Trepada inicial= 240 m/min
Alcance: 2.750 km
Techo de servicio: 8.000 m
Armamento: Tres ametralladoras Breda-SAFAT de 12 ‘7 mm y 1.600 kg de bombas
Primer vuelo: 10 de Febrero de 1936
Historia:

Probablemente fuera uno de los bombarderos más modernos en el momento de su creación. A los pocos años el Fiat B.R.20 Cicogna se quedó anticuado, aunque no por ello resultó menos efectivo a nivel operativo en la Segunda Guerra Mundial.

Celistino Rosatelli, ingeniero que desde 1919 llevaba fabricando aviones para la Real Fuerza Aérea Italiana (Regia Aeronautica) a través de la empresa Bombardamento Rosatelli, tuvo la idea de construir un bombardero para Italia capaz de lograr el factor estratégico en el aire. Este proyecto, diseñado en un tiempo récord que abarcó desde el día que realizó su primer vuelo el 10 de Febrero de 1936 hasta su entrada en acción a finales de ese mismo año, fue bautizado como Fiat B.R.20 Cicogna o “Cigüeña”.

Fiat B.R.20 Cicogna fotografiado desde otro avión igual.

El Fiat B.R.20 Cicogna era un bombardero bimotor de construcción enteramente metálica, doble cola, ala media con dos motores en cada una Fiat A.80 de 18 cilindros a 1.000 caballos de vapor y un armamento compuesto por 1.600 kilogramos de bombas y tres ametralladoras Breda-SAFAT de 12’7 milímetros situadas una en el morro acristalado, una en la torreta dorsal y otra en la ventral. El total de Fiat B.R.20 Cicogna construidos fue de 600 unidades, entre las cuales hubo las siguientes variantes: Fiat B.R.20A en versión de carreras, Fiat B.R.20C equipado con un cañón Augusta de 37 milímetros, Fiat B.R.20L de largo alcance, Fiat B.R.20M “Modificato” con mejoras aerodinámicas y el Fiat B.R.20Bis de mayor tamaño.

Poco después de salir de fábrica los primeros trece Fiat B.R.20 Cicogna, fueron enviados a la Península Ibérica para participar al lado de la España Nacional en la Guerra Civil Española de 1936 a 1939 dentro de la Aviación Legionaria (Aviazione Legionaria), tomando parte en el bombardeo de Teruel y en frenar la ofensiva del Río Ebro por parte de la España Republicana, batallas en las que sufrieron la pérdida de cuatro aparatos. Precisamente en dicho conflicto, 25 Fiat B.R.20 Cicogna fueron vendidos a las fuerzas nacionales que los utilizaron como bombarderos contra los republicanos.

Un Fiat B.R.20 Cicogna del Escuadrón “Colori” en tierra.

Al entrar Italia en la Segunda Guerra Mundial en 1940, los primeros Fiat B.R.20 Cicogna fueron enviados a los aeródromos de Bélgica para participar en la Batalla de Inglaterra como parte del Cuerpo Aéreo Italiano (Corpo Aereo Italiano). Algunas de las ciudades inglesas bombardeadas por los Fiat B.R.20 Cicogna fueron Harwich, Ramsgate e Ipswich. Sin embargado las pérdidas fueron altísimas, como por ejemplo ocurrió el 1 de Noviembre de 1940 cuando un escuadrón que se dirigía a bombardear Harwich perdió a manos de los cazas británicos ocho de los diez Fiat B.R.20 Cicogna. Ante aquellos daños sufridos, el Cuerpo Aéreo Italiano suspendió sus ataques contra Gran Bretaña en Diciembre de 1940 después de haber arrojado los Fiat B.R.20 Cicogna 54.320 kilogramos de bombas, haber perdido 20 aviones y haber resultado muertos 15 pilotos.

Cuando Italia invadió Grecia y Yugoslavia entre finales de 1940 y principios de 1941, los Fiat B.R.20 Cicogna estacionados en Albania se dedicaron a bombardear las posiciones militares greco-yugoslavas en los Balcanes, misiones en las que se perdieron 20 aparatos. En la primavera de 1941, varios escuadrones de Fiat B.R.20 Cicogna operaron en el Norte de África para arrojar bombas sobre los australianos asediados en el puerto de Tobruk. Tampoco se salvaron los soldados británicos de la Isla de Malta tras ser rociada por centenares de artefactos lanzados por los Fiat B.R.20 Cicogna. Una de las últimas misiones protagonizadas en África por los Fiat B.R.20 Cicogna fue el 7 de Marzo de 1942 en el bombardeo al pueblo de Oberdan, donde varios árabes al servicio del Ejército Británico resultaron muertos.

Avión Fiat B.R.20 Cicogna soltando una bomba.

A partir de mediados de 1942 los Fiat B.R.20 Cicogna fueron clave en la escolta de los convoyes navales italianos hacia África, logrando proteger a 172 barcos en la ruta de Sicilia a Libia. También en la campaña del Mar Mediterráneo los Fiat B.R.20 Cicogna lanzaron ataques contra los barcos americanos anclados en Argelia durante la “Operación Torch”, aunque en ningún caso lograron hundir navío alguno.

Para finales de 1942 y principios de 1943 los Fiat B.R.20 Cicogna fueron desplegados en la Unión Soviética para combatir al Ejército Rojo. Algunos de los objetivos de estos Fiat B.R.20 Cicogna fue lanzar bombas incendiarias sobre el Río Don y la destrucción de la ciudad de Werch Mamor. Una de las acciones más destacadas del Frente del Este fue la del Fiat B.R.20 Cicogna pilotado por el capitán Emilio Emilei que sobre el aeródromo de Kanterimovka logró defenderse en el aire de cuatro cazas soviéticos, de los cuales derribó dos y aún así salió indemne.

Formación de Fiat B.R.20 Cicogna.

Japón fue la otra gran potencia del Eje que contó con 85 Fiat B.R.20 Cicogna comprados a Italia a cambio grandes cargamentos de semilla de soja, a los cuales desplegó en China para bombardear a las tropas del Kuomintang durante la Guerra del Pacífico. Otros países del Eje que tuvieron Fiat B.R.20 Cicogna fueron Hungría para lanzar bombas sobre los soviéticos en el Frente del Este y Croacia para acosar a los partisanos comunistas yugoslavos en los Balcanes.

Una vez Italia se rindió en Septiembre de 1943 y estalló la Guerra Civil Italiana entre la República de Saló de Benito Mussolini a favor del Eje y la Italia Coberligerante del Rey Victor Manuel III a favor de los Aliados, la inmensa mayoría de Fiat B.R.20 Cicogna cayó en manos de los fascistas, a excepción de uno que se quedó en el lado monárquico, el cual fue utilizado como aparato de comunicaciones. Los restantes 67 Fiat B.R.20 Cicogna de la República de Saló fueron utilizados entre 1943 y 1945 para bombardear a los partisanos comunistas italianos en los Alpes y Apeninos hasta el mismo fin de la Segunda Guerra Mundial, instante en que fueron retirados del servicio activo para siempre.

 

Bibliografía:

Francis Crosby, Bombarderos. Guía Ilustrada de la A a la Z, “Fiat B.R.20 Cicogna”, Tikal (2010), p.95
http://en.wikipedia.org/wiki/Fiat_BR.20