Avenger

Nombre: Grumman Avenger
Tipo: Torpedero
Nacionalidad: Estados Unidos
Compañía: Grumman
Motor: Uno. Motor radial Wright R-2600-20 a 1.900 CV
Dimensiones: Enverdadura= 16′ 51 m. Longitud= 12′ 48 m. Altura= 5 m
Peso: Cargado= 8.124 kg. Vacío= 4.787 kg
Velocidad: Velocidad máxima= 444 km/h. Trepada inicial= 328 m/min
Alcance: 1.609 km
Techo de servicio: 7.625 m
Armamento: Cuatro ametralladoras de 12’7 mm , 2.725 kg de bombas, 1 torpedo de 560 milímetros y una carga de profundidad de 1.021 kg
Primer vuelo: 1 de Agosto de 1941
Historia:

“Vengador” o “Avenger” fue el nombre con que Estados Unidos bautizó al mejor torpedero desplegado en la Segunda Guerra Mundial. Este avión que originalmente fue inventado para vengar la ofensa sufrida por Norteamérica tras el ataque de Japón a Pearl Harbor, llevó a cabo de manera excelente su cometido durante la Guerra del Pacífico.

El 1 de Agosto de 1941 la Compañía Grumman realizó un test de vuelo utilizando a un prototipo bautizado como Avenger (hacía tan sólo cinco semanas que los ingenieros habían proyectado el diseño) que superó todas las expectativas y por tanto fue admitido en la Fuerza Aérea Estadounidense (USAF). Basado en la forma de los cazas Wildcat y Hellcat, el Avenger se diferenció por tener una cabina alargada para tres tripulantes que permitía moverse a estos libremente por el avión, bien hacia la ametralladora de popa mediante un asiento plegable, bien hacia la parte trasera del fuselaje que incluía un equipo de bengalas, paracaídas y municiones; mientras el conjunto del aparato era movido por una planta motriz de motor radial radial Wright R-2600-20 a 1.900 caballos de vapor que le impulsaba a velocidades de 444 kilómetros por hora y le aportaba una autonomía mucho mayor si se le añadían depósitos subalares de combustible. Respecto a su armamento, a nivel defensivo contaba con cuatro ametralladoras de 12’7 milímetros (dos en las alas, una en la torreta trasera superior y otra en la inferior), al mismo tiempo que a nivel ofensivo disfrutaba de una capacidad de 2.725 kilogramos de bombas, un torpedo de 560 milímetros y una carga de profundidad de 1.021 kilogramos.

Izquierda: Avenger sobrevolando Estados Unidos a mediados de 1942. Derecha: Avenger en un portaaviones durante la Batalla de Midway.

Los Estados Unidos fabricaron un total de 9.836 unidades Avenger, de las cuales 7.546 fueron producidas por la Compañía General Motors Eastern Division y 2.290 por la Compañía Grumman. Algunas de estas versiones fueron el Avenger TBF-1C con el combustible aumentado en 2.748 litros de carburante, el Avenger TBF-1D con un radar centimétrico, el Avenger TBF-1E con maquinaria electrónica, el Avenger TBF-1J con equipamiento meteorológico, el Avenger TBF-1L con reflectores retráctiles o el Avenger TBF-1P en versión de reconocimiento; mientras Gran Bretaña adquirió su propia variante bautizada como Tarpon y Nueva Zelanda otra con el nombre de Kiwi Avenger.

Oficialmente el bautismo de fuego del Avenger tuvo lugar durante la Batalla de Midway el 4 de Junio de 1942, cuando cinco torpederos atacaron sin éxito a los cuatro portaaviones japoneses Hiryu, Soryu, Kaga y Akagi, resultando cuatro de los aparatos abatidos y el quinto dañado. No obstante y a pesar de este fracaso durante su estreno, la suerte de los Avanger cambió radicalmente después de que estos aviones hundiesen con sus torpedos al portaaviones japonés Ryûjô durante la Batalla de las Salomón Orientales el 24 de Agosto de 1942; así como al acorazado nipón Hiei durante la Batalla Naval de Guadalcanal librada el 14 de Noviembre.

Escuadrón de Avenger sobre el Océano Pacífico.

Justo al concluir la Batalla de Guadalcanal a comienzos de 1943, los Avenger fueron trasladados a otros escenarios bélicos de la Segunda Guerra Mundial. De hecho, a lo largo de una serie de patrullas marítimas sobre el Océano Pacífico y el Océano Atlántico, los Avenger fueron responsables del hundimiento de 30 submarinos japoneses y alemanes. También la Fuerza Aérea Real Británica (Royal Air Force o RAF) y la Fuerza Aérea Real Neozelandesa (Royal New Zeland Air Force o RNZAF) se equiparon con Avenger, a los que emplearon para bombardear posiciones del Ejército Imperial Japonés en el Sudeste Asiático y Nueva Guinea, e incluso dotaron a estos aparatos de depósitos extra de gasóleo con los que rociaron e incendiaron jardines de alimentos que habían plantado los soldados nipones (que por aquel entonces sufrían un grave déficit de comida).

La mayor gesta de los Avenger tuvo lugar durante la Batalla del Mar de Filipinas en Junio de 1944 cuando hundieron al portaaviones japonés Hiyô; antes de que los torpederos ampliasen su radio de acción bombardeando embarcaciones enemigas en las Islas Marianas, las Islas Palau, las Islas Marshall, las Islas Carolinas, la Isla de Truk o las Islas Ryûkû, destacando durante estas operaciones algunos pilotos que posteriormente se harían famosos como por ejemplo el actor Paul Newman o el futuro Presidente George Bush (padre). De igual forma, los Avenger continuaron cosechando éxitos con el hundimiento del acorazado Musashi en la Batalla del Golfo de Leyte a finales de 1944 y del acorazado Yamato en la Batalla de Okinawa en Abril de 1945.

Torpederos Avenger preparándose para despegar desde portaaviones.

Finalizada la Segunda Guerra Mundial, tuvo lugar uno de los incidentes más extraños de la Fuerza Aérea Estadounidense cuando el 5 de Diciembre de 1945 un escuadrón de cinco torpederos Avenger procedentes de Florida se internaron en el Océano Atlántico y se perdieron sin dejar rastro en el Triángulo de las Bermudas. Este suceso que fue conocido como “Vuelo 19” y estuvo protagonizado por aviones Avenger, generó durante décadas polémicos debates sobre la existencia de agujeros negros, OVNIS, extraterrestres, tormentas eléctricas y otros elementos que sin éxito intentaron dar una explicación a lo ocurrido, de los que nació una abundante cultura literaria e incluso cinematográfica en torno al tema.

También después de la Segunda Guerra Mundial y a pesar de la entrada en escena de los aviones a reacción, los Avenger siguieron operativos en la Fuerza Aérea Estadounidense tomando parte en la Guerra de Corea de 1950 a 1953, donde bombardearon numerosos objetivos militares de los comunistas en Corea del Norte y el Paralelo 38º. De igual forma, otros usuarios del Avenger fueron Francia, Holanda, Brasil, Uruguay e incluso el mismo Japón cuando erigió las Fuerzas de Autodefensa (Jietai); así como Canadá que los empleó como aviones de alerta temprana y de transporte para equipo de gran tamaño; además de Nueva Zelanda que los reconvirtió en aparatos para la extinción de incendios y fumigación de cosechas sobre sembrados y campos abonados gracias a que le adaptaron un tanque auxiliar en la tolba relleno con 1.017 kilogramos de fertilizante.

Bombardeo intensivo del puerto japonés de Hakodate por los Avenger.

Definitivamente en 1962, los últimos ejemplares de Avenger fueron retirados del servicio activo en los antiguos países del bando de los Aliados. Hasta la fecha, ostentaron el honor de haber sido los mejores torpederos de la Segunda Guerra Mundial.

 

Bibliografía:

-Francis Crosby, Bombarderos. Guía Ilustrada de la A a la Z, “Grumman Avenger”, Tikal (2010), p.100-101
-http://en.wikipedia.org/wiki/Grumman_TBF_Avenger